Navigation

La radio ayuda a reconstruir la sociedad civil en Sudáfrica

Los actores participan, por ejemplo, en las radionovelas. swissinfo.ch

Los expertos señalan que el legado del régimen surafricano de desarrollo separado (Apartheid) destruyó la sociedad civil en muchas de las áreas pobres del país.

Este contenido fue publicado el 03 diciembre 2003 - 08:14

En ese sentido, la radio demuestra ser una herramienta eficaz para restablecer el orgullo cívico y la responsabilidad social en pueblos y asentamientos de todo el país.

“Muchos elementos de la sociedad civil como la cooperación y el altruismo, que se consideran como garantizados en las sociedades democráticas, están completamente ausentes en muchas partes de Suráfrica”, indica John Van Zyl, jefe de producción de radio y formación en el grupo ABC, Ulwazi.

“Es muy difícil sentirse orgulloso de su comunidad cuando se está rodeado por una pobreza desesperada, por una creciente criminalidad y por el desempleo. Creemos sin embargo que la radio comunitaria puede ayudar mucho a la sociedad civil a curarse a sí misma”, agrega.

Compartir el saber

Con sede en Johannesburgo, ABC Ulwazi suministra programas y entrenamiento a 80 de las 102 emisoras comunitarias de Suráfrica.

Los temas que trata van desde los abusos domésticos y la educación, hasta la conservación del agua, los derechos humanos y la redifusión de programas por otras radios en comunidades pobres de todo el país.

Como organización sin ánimo de lucro, el grupo recibe apoyos para varios proyectos específicos de diverso origen, entre ellos la llamada Iniciativa de Cooperación Suiza-Suráfrica, SSACI, en abreviatura inglesa.

A comienzos de este año la iniciativa produjo una serie sobre premios para creación de empleo, destinado a jóvenes, a través del turismo comunitario. Según los productores, estos programas no sólo ayudarán a los jóvenes a crear su primera empresa propia, sino que también les devolverá el sentido del orgullo de su procedencia.

“El objetivo era mostrar a la gente que independientemente del lugar donde viven, debe haber algo en su comunidad que inspire a permanecer allí”, señala Shelley Knipe, designada por su trabajo en las series como una de las más destacadas periodistas- empresarias pequeñas de Suráfrica.

“A raiz del buen resultado de algunas historias de jóvenes que con éxito llegaron a ser jefes de empresa, ofrecemos también información práctica en la elaboración de planes de negocios y obtención de créditos”, explica ella.

Tradición oral

El personal de producción del grupo ABC Ulwazi está integrado por un equipo entusiasta de jóvenes surafricanos cuya mayoría habla por lo menos varias o todas las 11 lenguas oficiales del país.

Muchos de ellos crecieron en aldeas o asentamientos que ahora tratan de ayudar. En su opinión, estos vínculos idiomáticos y culturales son esenciales para poder comunicarse con las poblaciones de las remotas áreas rurales.

“Después de la difusión de un programa, el presentador reintroduce el tema en su propia lengua o dialecto, haciéndolo más interesante para las audiencias locales”, indica Romie Singh, especialista en radio educativa.

También se utilizan dramas y debates-espectáculo para dar contexto a programas dirigidos a audiencias de las áreas rurales donde las altas tasas de analfabetismo contribuyen a mantener vivas las tradiciones de la difusión oral de historias y del saber compartido.

“Las radionovelas demuestran que si se logra reunir un grupo de roles parecido al de la gente de una determinada región, y emplear la misma lengua o dialecto, estas producciones atraerán a los oyentes”, añade Singh.

Servicio público

A diferencia de las emisoras comerciales las radios orientadas al servicio público comunitario son utilizadas con frecuencia como centros generadores de información y plataformas de discusión.

“La radio comunitaria es la voz del pueblo”, subraya Singh. La emplean como fuente de información, como lugar de enlace, para el entretenimiento y la educación”.

“Como muchos oyentes en las áreas rurales no pueden permitirse el lujo de llamar a la emisora, ABC Ulwazi invita a las estaciones a llevar expertos a sus estudios, funcionarios y residentes para debatir públicamente temas como la prevención de la criminalidad o la construcción de carreteras.

“En este país hay la herencia de un gobierno racista que impuso la ley y dijo a la gente lo que debía hacer. Al contrario, la radio comunitaria ayuda a la población a desarrollar un sentido democrático de los derechos y obligaciones civiles”, indica a swissinfo John Van Zyl.

“También se trata de recordar a una comunidad cuáles son sus bases, porque el orgullo comunitario es la semilla que se ha dispersado en las áreas pobres para hacer crecer la sociedad civil”, concluye.


swissinfo, Anna Nelson, Johannesburgo, South Africa
(Traducción: Jaime Ortega)

Datos clave

-Cerca del 14% de los surafricanos no saben leer ni escribir.
-Se considera que el 53% de la población vive en condiciones del “tercer mundo”, mientras un 13% vive en condiciones del “primer mundo”.

End of insertion

Contexto

El Apartheid, que marginó a los negros excluyéndolos de cualquier participación en el sistema político y económico, destruyó la sociedad civil en varias áreas pobres de Sudáfrica.

Los expertos creen que la radio comunitaria puede ir muy lejos al ayudar a restablecer el orgullo cívico y la responsabilidad entre las poblaciones rurales.

El grupo de producción ABC Ulwazi, con sede en Johannesburgo, suministra programación para la mayoría de las 102 emisoras rurales de Suráfrica. La producción se refiere a temas como los abusos domésticos, la buena gobernabilidad y el SIDA.

Los productores ofrecen también cursos de entrenamiento para personal de las radio comunitarias y, recientemente, fueron invitados, en 8 países de África del Sur, a dar consejo profesional sobre la capacidad de producción de las emisoras.

Algo más de la mitad de los surafricanos entre 15 y 30 años de edad no tiene empleo.

La palabra “Ulwazi” significa “conocimiento”, en lengua Zulú, una de las 11 lenguas oficiales de Suráfrica.

Las otras 10 son: Afrikaans, Inglés, Ndebele, Soto del norte, Soto del sur, Swati,Tsonga,Tswana, Venda y Xhosa.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.