Navigation

Las ciudadades imaginarias

"Stop", una parada de buses virtual. Peter Aerschmann

«Versión» es la bienal de creación contemporánea y de nuevas tecnologías que se celebra en Ginebra. El tema de este año es: Las ciudades imaginarias.

Este contenido fue publicado el 18 noviembre 2004 - 15:06

Un interesante paseo a través de sus calles interactivas y virtuales que simulan el itinerario de sus habitantes.

Hay ciudadades ancladas sólidamente en la tierra, irremediablemente atadas a la realidad. Son en general ciudades donde vivimos. A veces son aburridas, peligrosas y cansadoras.

Por otro lado, hay ciudades a las cuales viajamos para escaparnos. Estas nacen de nuestros sueños. Son las ciudades imaginarias. No son utópicas, pero se perfilan como una escapatoria saludable en nuestro mundo terriblemente mecanizado.

Un vistazo a los “SIMS”

Estas ciudades imaginarias ocupan dos pisos en el Centro para la Imagen Contemporánea de Ginebra. ¿Cómo llegaron? Por cierto, no con las grúas sino gracias al vídeo que artistas suizos e internacionales manejan con una destresa fascinante. Sus obras hacen parte de la exposición llamada “SIMulation city”.

Un vistazo al célebre juego vídeo “Sims”, que habla por sí de las potencialidades de los juegos electrónicos y las manipulaciones lúdicas que permiten.

Si bien las ciudades reales se construyen con piedras, las ciudades imaginarias se fabrican con tecnología digital. Teconologías que los artistas utilizan para redibujar, reinventar el espacio urbano. Para reubicar además a sus habitantes y seguir sus recorridos, sus huellas y trayectorias de vida. Vidas virtuales, por cierto.

Destinos de personajes anónimos

La idea de las ciudades imaginarias no es inédita. El escritor Italo Calvino ya abordó antes el tema en su brillante libro "Ciudades invisibles", en el que inevitablemnte se piensa al terminar la visita por la exposición ginebrina.

Es lo que opina también Peter Handke en su obra muda "La ciudad donde no sabíamos nada del otro", representada en una plaza pública de una metrópoli. En ella se cruzan los destinos de personajes anónimos, parecidos a los que animan los trabajos de Peter Aerschmann.

Este artista proviene de la Suiza de expresión alemana. En el marco de esta exposición presenta "Stop", una instalación interactiva concebida a partir de escenas callejeras proyectadas por vídeo en una gran pantalla.

El punto central de ellas son las paradas de buses. Un "stop" que se anima cuando el visitante aprieta un botón y hace circular a los pasajeros por recorridos que siempre son diferentes.

Una artista chilena

Otro recorrido imaginario es el realizado por la artista chilena Tania Ruiz, de 31 años, que con su “Plaza I y II” se detiene también en una plaza pública.

Pero en este caso los personajes, que se mueven como en una película de dibujos animados, se desplazan en trayectorias trazadas de antemano. Es decir, no están sujetas a ningún tipo de cambios.

La exposición, que va más allá de las consideraciones simplemente estéticas, aborda las cuestiones sociales relacionadas con la vida urbana. “SIMulation city” encontró su lugar en esta exposición consagrada al empleo de las nuevas tecnologías en el arte visual contemporáneo.

En esta edición 2004 se cuestiona la noción de ciudad. ¿Dónde de se detiene? ¿Y qué aberraciones engendra? Se pregunta André Iten, director del Centro para la Imagen Contemporánea.

Con el fin de responder a estas interrogantes, proyecciones de vídeo, debates y conferencias han sido organizadas en “Versión 2004”; una exposición abierta hasta el 19 de diciembre de este año.

swissinfo, Ghania Adamo
(Traducción y adaptación: Alberto Dufey)

Datos clave

«SIMulation city» es una exposición presentada en el marco de la bienal «Version 2004» hasta el 19 de diciembre en Ginebra.

End of insertion

Contexto

Hay ciudades a las cuales viajamos para escaparnos. Estas nacen de nuestros sueños. Son las ciudades imaginarias. No son utópicas, pero se perfilan como una escapatoria.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.