Navigation

Swisscom suprime 1.050 empleos

Un centenar de manifestantes protestan frente a la sede de Swisscom en Zúrich. Keystone

La operadora anuncia la supresión de otros 600 puestos, lo que eleva a 1.050 el número de empleos que se perderán este año.

Este contenido fue publicado el 14 enero 2003 - 12:53

La empresa justifica la medida con la persistente presión sobre los precios. Los sindicatos convocan a la huelga.

Los 600 puestos de trabajo que prevé suprimir Swisscom se suman a los 400 anunciados el año pasado y representan un 4% de la plantilla de la operadora. Las personas afectadas percibirán el sueldo íntegro durante un año.

Además, forman parte de los 3.000 empleos que Swisscom anunció suprimir en el 2000, según recordó el presidente de la dirección de la operadora, Jens Alder.

En aquel momento, la operadora indicó que el número de puestos de trabajo pasaría de 18.000 en el 2000, a 15.000 a fines del 2003. Escándalo Por su parte, los sindicatos consideran que se trata de una medida escandalosa y que la operadora juega con los números. "De hecho, se trata de la supresión de 1.050 empleos", señaló Alain Carrupt, vicepresidente del Sindicato de la Comunicación (SC).

Swisscom los desmiente. La operadora reconoce la supresión de mil empleos, pero aduce que había sido anunciada previamente y que ahora, "simplemente" ha precisado cuáles son las unidades afectadas.

Manifestaciones de protesta

Los sindicatos manifestaron su desacuerdo con la actitud de la operadora, sobre todo porque la situación financiera del grupo es excelente. Su despecho es incluso mayor, debido a la falta de avances en los contactos sostenidos este lunes (13.01.) con la dirección.

Para expresar su "profunda" molestia, los sindicatos han convocado para este martes varias manifestaciones de protesta en Ginebra, Zúrich, Berna y el Tesino.

Unas mil personas se han sumado a la convocatoria de los sindicatos. "Se nos ofrece desempleo y miseria", declaró indignado en nombre de todos los asalariados afectados por los despidos, José González, miembro del comité ginebrino del Sindicato de la Comunicación de Swisscom.

En las próximas semanas los sindicatos prevén reunir a los empleados de Swisscom para evaluar la situación. "Están abiertas todas las opciones. Si es necesario, se incrementará la presión", señaló Alain Carrupt.

El Sindicato de la Comunicación estima que el plan social elaborado por Swisscom no es suficiente. Exige que la operadora introduzca modelos de horas de trabajo que favorezcan el empleo.

Zúrich y Berna afectados

Las medidas de reducción de personal afectan a la jefatura de los centros económicos de Zúrich y Berna y, en menor medida, a las regiones de Ginebra, San Gall y Basilea.

Las actividades de comercialización y mantenimiento de centrales telefónicas resienten la baja en la demanda y los precios del material. En ese ámbito, el plan de reestructuración prevé la supresión de cerca de 470 empleos.

La telefonía fija sufre los efectos de una erosión continua de los márgenes y la fuerte competencia. Cerca de 200 puestos se suprimirán en el sector. Y otros 380 se eliminarán de aquí a mediados del 2004 en el segmento 'Entreprise solutions'.

Christian Neuhaus, portavoz de Swisscom, precisó que, si el mercado no se recupera, no se descartan otras supresiones en las próximas semanas.

Previsiones mantenidas



El grupo Swisscom invirtió casi 2.000 millones de francos en planes sociales. El antiguo monopolio presenta una situación financiera sólida: en los primeros tres trimestres del 2002 registró un beneficio neto de 1.210 millones de francos y una cifra de negocios de 10.800 millones de francos. Su endeudamiento no sobrepasa los 1.200 millones.

Además, Swisscom mantiene sus previsiones para la clausura del ejercicio 2002. Aún así, para asegurar el mantenimiento de todos los sectores del grupo, tendrá que proseguir la adaptación de su estructura.

A fines del 2002, el grupo Swisscom empleaba a cerca de 17.300 personas.

swissinfo y agencias

Datos clave

Swisscom informó sobre el recorte de 600 empleos en el 2003.
La cifra se suma a la supresión de los 400 puestos de trabajo anunciada el año pasado.
En el 2000, la operadora anunció un decremento de 3.000 posiciones en su plantilla laboral.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.