Navigation

Reunión "productiva" del yerno consejero de Trump con Netanyahu

El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu habla durante la reunión semanal del gabinete, en su oficina en Jerusalén, el 18 de junio de 2017. afp_tickers
Este contenido fue publicado el 22 junio 2017 - 02:43
(AFP)

Jared Kushner, yerno y consejero de Donald Trump, se reunió el miércoles en Jerusalén con el Primer ministro israelí Benjamin Netanyahu para tratar de relanzar el proceso de paz con los palestinos.

La reunión fue calificada de "productiva" por la Casa Blanca, que sin embargo se mantuvo evasiva a la hora de detallar la agenda de la reunión.

Según un comunicado de la presidencia norteamericana, las dos partes reafirmaron su compromiso de cara "al objetivo del presidente Trump de una paz verdadera y duradera entre israelíes y palestinos".

Kushner, acompañado por el emisario especial estadounidense para Oriente Medio, Jason Greenblatt, tenía previsto entrevistarse el mismo día con el presidente palestino Mahmud Abas.

"Es una oportunidad para continuar con nuestros objetivos para la seguridad, la prosperidad y la paz", dijo Netanyahu a su interlocutor, según un corto video difundido por su oficina.

"Yo sé de sus esfuerzos y los del presidente; estoy impaciente por comenzar a trabajar concertadamente con ustedes", agregó Netanyahu.

Kushner visitó antes la familia de la policía israelí muerta en un ataque palestino el viernes por la noche.

Kushner y Greenblatt habían acompañado a Donald Trump durante su visita a Jerusalén a fines de mayo y deben efectuar varios viajes a la región en los próximos meses para trata de llegar a lo que la Casa Blanca define como un "acuerdo de paz histórico".

Trump llamó a israelíes y palestinos a tomar "decisiones difíciles" para lograr la paz, sin aclarar como harán para lograr obtener el llamado acuerdo "último".

En varias ocasiones, el presidente estadounidense había sugerido que su yerno, que no tiene ninguna experiencia diplomática, era el más indicado para solucionar el conflicto israelo-palestino, tarea en la que fracasaron sus antecesores, tanto demócratas como republicanos.

"Toda mi vida, he oído decir que es el acuerdo más difícil de lograr en el mundo. Pero creo que Jared va a hacer un trabajo fantástico", había afirmado el presidente estadounidense en enero.

Las conversaciones de paz israelo-palestinas están estancadas desde 2014 y Netanyahu y Abas no han tenido encuentros directos desde 2010.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.