Perspectivas suizas en 10 idiomas

Entes públicos interesados en camisas de algodón bio

Uniformes con algodón producido con reglas ecológicas, una idea. Keystone

Tal vez pronto se vea en Suiza que los empleados de ferrocarriles o de correos vistan uniformes con camisas de algodón biológico.

La organización de ayuda al desarrollo Helvetas busca que esos grandes empleadores públicos se unan al grupo de clientes que apoyan la producción del algodón ecológico.

En Zúrich, los 60 empleados de la policía estatal probaron durante un año la calidad de las camisas de algodón producido con base en reglas ecológicas. Los resultados son positivos.

“El esfuerzo ha dado frutos. Todos están convencidos del éxito de esta decisión”, resume Samuel Mazan, jefe del servicio técnico de la policía de la ciudad de Zúrich.

Cuando es posible producir una camisa de las características requeridas se abre una puerta de oportunidades para el producto, opina Mazan. Para este proyecto piloto se ha utilizado algodón ecológico proveniente de EEUU y caracterizado por una especial resistencia.

“La calidad de una camisa es especialmente importante”, dice Mazan. Además del confort que debe proporcionar, la prenda no debe destrozarse o arrugarse con facilidad.”

Un examen del Centro Federal de Verificación de Materiales advierte sobre la resistencia de las telas fabricadas con algodón biológico, destacando su resistencia a la humedad. También se alaba su tejido delicado que proporciona especial comodidad al usuario, en comparación con otras telas de algodón.

Por otra parte, el precio de las camisas de algodón realizado con reglas que respetan el cuidado ecológico es sólo un poco mayor al de las camisas de algodón producidas de manera convencional.

Precursores

Los resultados del proyecto piloto en Zúrich han dejado buena impresión a los responsables de la adquisición de productos textiles en grandes empresas como Ferrocarriles Federales Suizos (FFS). “La idea de utilizar algodón biológico es bien recibida en los FFS y responde a la filosofía de esta empresa”, indica Markus Degen, responsable del departamento de uniformes de esa compañía.

También Correos -la segunda mayor empleadora del país con alrededor de 50.000 colaboradores- quiere seguir de cerca el desarrollo de los textiles con algodón ecológico y probar las camisas “bio”, según dice Andy Fischer, al frente de la sección Uniformes.

Si bien es cierto que no hay otro país como Suiza con un alto nivel de consumo privado de productos con algodón biológico, aún falta que los grandes empleadores públicos se unan a esta tendencia, constata Tobias Meier, encargado de ‘Fair-Trade’, la sección de Comercio Justo en Helvetas.

Tanto el Gobierno federal, como los cantonales y las comunas tienen la responsabilidad de apoyar la sustentabilidad, según queda inscrito en la ‘Agenda 21’.

Por ello los grandes entes públicos podrían convertirse en “pioneros en el uso de textiles realizados con técnicas de sustentabilidad” solicitando estos productos, considera Meier.

FFS utiliza anualmente 200.000 artículos para el vestuario de su personal. De este total, 24.000 piezas corresponden a camisas o blusas elaborados con algodón.

Por es es concebible, indica Markus Degen, la demanda de algodón bio a los productores del vestuario; pero éstos deben ofrecer un producto que reúna todos los criterios necesarios: calidad, precio, certificación y contar con la cantidad suficiente del producto requerido.

‘Boom’ mundial

Ya que grandes nombres como Nike, Marks & Spencer o Levis quieren ofrecer prendas con algodón bio, la oferta de este material no es del todo suficiente y no resulta fácil solicitar grandes cantidades de forma inmediata, advierte Meier de Helvetas.

Por ello, la organización planea que su proyecto de enlace de productores de algodón bio se expanda en Asia central y en África occidental para contar con nuevos países productores como Mozambique y Etiopía.

Pequeños productores de África y otros continentes parecen estar muy interesados en sumarse a la oferta de algodón bio, afirma Jens Soth, del departamento Exteriores de Helvetas.

Debido a que la producción convencional de algodón utiliza productos químicos –un cuarto de la producción mundial utiliza insecticidas- es muy cara y afecta los suelos, el agua y la salud, el objetivo sería lograr un mercado con muchos socios para responder a la demanda de algodón ecológico y dar una opción en la lucha al cambio climático.

Para unir a los participantes y dar un impulso al concepto de textiles ecológicos, Helvetas, la comunidad interesada en el desarrollo de estos productos y la oficina de coordinación para la protección ambiental del cantón de Zúrich organizaron la jornada ‘Los grandes productores marcan tendencias’.

Entre los más de 100 participantes al encuentro asistieron los pioneros suizos en la oferta de productos con algodón ecológico: Coop, Remei, Max-Havelaar y Switcher.

Con este encuentro se establecieron, asegura Helvetas, las bases para que tanto productores como entes públicos sigan el camino para promover la producción de algodón bio.

swissinfo y Viera Malach (InfoSüd)
(Traducido del alemán por P. Islas Züttel)

El algodón es un producto importante para países en desarrollo y para sus miles de campesinos resulta ser su única fuente de ingreso.

No obstante, a nivel ecológico, la producción convencional de algodón resulta problemática por el uso de productos que afectan la fertilidad de la tierra, el agua y la gente en torno a las áreas de cultivo.

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Puede encontrar todos nuestros debates aquí y participar en las discusiones.

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

SWI swissinfo.ch - unidad empresarial de la sociedad suiza de radio y televisión SRG SSR

SWI swissinfo.ch - unidad empresarial de la sociedad suiza de radio y televisión SRG SSR