Confusión sobre el riesgo adictivo de diversos productos

The number of smokers in Switzerland has remained stable at about 25%. © Keystone/Ennio Leanza

El centro especializado ‘Adicción Suiza’ ha pedido a las autoridades que  establezcan normas claras para la concesión de licencias de productos de consumo potencialmente adictivo en el mercado suizo, a fin de evitar confusiones.

swissinfo.ch/urs

En su reciente encuesta anual sobre adicciones, publicada este martes, la fundación independiente dedicada a reducir las dependencias y fomentar el estudio de las adicciones destaca diversos productos de nicotina - incluidos los cigarrillos electrónicos, los cigarrillos con bajo contenido de alquitrán y el tabaco para mascar- que no advierten con claridad al consumidor sobre su riesgo adictivo.

De acuerdo con estos datos, existe un número creciente y confuso de productos potencialmente que provocan adicciones en el mercado helvético, lo que dificulta la identificación de los riesgos por parte de los consumidores. 

"La creciente variedad de productos exige medidas urgentes. Es necesaria una mayor reglamentación para proteger a la generación más joven. ", indica Grégoire Vittoz, director de ‘Adicción Suiza’.

Consumo de alcohol, generalizado

El informe dado a conocer hoy indica que el consumo de alcohol en exceso se ha generalizado en todos los grupos de edad, pero sobre todo entre las mujeres jóvenes. 

También se destaca el creciente consumo de cocaína y éxtasis en las ciudades suizas y el uso cada vez más frecuente de productos de cannabis ilegales en todo el país. Una tendencia que prevalece desde 2012.

Los expertos de la fundación también advierten de los riesgos de la compra en línea de drogas psicoactivas y analgésicos opioides y sobre el riesgo de adicción que pueden provocar los juegos de azar en internet.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo