Navigation

Menos y menos servicios en el campo

Disminuye, entre otros servicios, el número de escuelas en ciertas áreas de Suiza. Keystone

En seis años, cayó el número de escuelas, médicos, tiendas de alimentos y lugares de esparcimiento de las comunas agrícolas; hay que recorrer 10 km para encontrar una farmacia.

Este contenido fue publicado el 28 julio 2005 - 07:41

En contrapartida, los habitantes de las grandes ciudades de Suiza ganan en infraestructura y establecimientos, confirma la OFS.

El rostro de Suiza se transforma en favor de las grandes aglomeraciones y del Noreste del país.

En las comunas rurales y semi rurales, por el contrario, hay cada vez menos de todo.

Algunos datos concretos: las escuelas se han reducido 11% en seis años, los consultorios médicos, en 5%; y las tiendas de alimentos han retrocedido 30% durante ese mismo lapso.

Los ganadores son siempre las grandes ciudades (Berna, Ginebra, pero sobre todo Zúrich) y las regiones turísticas de los alpes.

El tema ocupa la atención de la Oficina Federal de Estadística (OFS), quien acaba de concluir tras cuatro años de investigación, el análisis "Servicios a la población: repartición territorial 1995-2001".

Basada en una consulta a la población y a las empresas, los hallazgos de los expertos validan una realidad que reflejan las cifras de la Secretaría de Estado de Economía (Seco) desde hace al menos 15 años: hoy sólo 5% de la riqueza del país se genera en el campo.

A encender el coche

El campo y la montaña... sólo para vacaciones. Al menos, eso afirman los números de la OFS.

Aunque la mitad de la población suiza vive a unos 500 metros de una tienda de alimentos y de un consultorio médico, cuando se realizan las precisiones que exige el desglose de datos, el panorama luce distinto.

El residente de una comuna agrícola debe recorrer 10 kilómetros para encontrar la primera farmacia. Si viviera en Ginebra, Zúrich o Berna sólo tendría que recorrer 700 metros.

Y ese mismo individuo tiene que desplazarse 5 kilómetros para encontrar el primer consultorio médico en el campo (10 veces más que en la ciudad).

Si de hacer la compra diaria se trata, deberá recorrer 3 kilómetros, en lugar de la comodidad de los 400 metros de sus vecinos de las grandes aglomeraciones urbanas.

Salud para los citadinos

Las largas distancias que tienen que recorrer los habitantes del campo y de pequeños poblados para tener acceso a servicios de salud, educación y diversión están ligadas a la escasez en la oferta de servicios.

Por cada consultorio médico que existe en el campo, hay 10 en la ciudad.

De acuerdo con el documento elaborado por la OFS, mientras en Zúrich existen 20 médicos (entre generales y especialistas) por cada 10.000 habitantes y cuatro farmacias; en las comunas hay sólo 3 médicos y una farmacia para el mismo número de habitantes.

Y la relación con el empleo es muy parecida. En una ciudad grande, hay 30 empleos ligados a la salud por cada 10.000 habitantes, mientras en un pequeño pueblo rural habrá apenas 2 empleos relacionados con la salud para el mismo número de personas.

Si realizamos un promedio nacional, tendremos que en Suiza hay 17 médicos por cada 10.000 habitantes y 2 farmacias, con datos actualizados al 2001, ya que procesar la información a detalle le tomó a la OFS cuatro años de trabajo.

Comida y diversión... la justa

En 90% de las comunas helvéticas (rurales o urbanas) existe al menos un café o restaurante.

Pero con respecto a las tiendas dedicadas a la alimentación (que incluyen lo mismo mercados que pequeños supermercados) no sucede lo mismo. Existe una sólo en 20% de los pueblos campesinos, pero existe una en 80% de las comunas urbanas y semi urbanas.

¿Cine y teatro? Poco.

Es un privilegio de sólo 3,5% de los pueblos agrícolas, crece a 11% como promedio en el país.

Mención aparte exigen a nivel estadístico los centros turísticos helvéticos, como Zermatt, Saas-Fee, Davos o Adelboden, donde las reglas del juego cambian, ya que la infraestructura está tan desarrollada como en las principales ciudades del país.

Por ejemplo, existe un promedio de 200 asientos en una sala de cine por cada 10.000 habitantes. Dato que sorprende, pues el promedio nacional es de sólo 150.

Con respecto a los servicios bancarios, hay una sucursal en 37% de los asentamientos rurales, proporción que alcanza el 62% en el caso de los urbanos.

La excepción a la regla

Y finalmente, existe una excepción en la tendencia a reducir la infraestructura y los establecimientos de los pequeños poblados: la educación básica y obligatoria a la que tiene derecho todo habitante helvético.

En Suiza, hay 82 escuelas de educación básica por cada 10.000 habitantes y 125 empleos ligados a esta actividad.

Cuando revisamos la escala de distribución en función de la talla del asentamiento de población, el contraste se da a la inversa que en materia de salud.

En Ginebra o Berna, donde se aglutina la población, hay 92 escuelas por cada 10.000 habitantes, mientras en una pequeña comuna rural la proporción es de 143 escuelas por cada 10.000 habitantes (ya que la población se encuentra esparcida en territorios mucho mayores y requieren tanto como en una ciudad de servicios educativos).

swissinfo/Andrea Ornelas

Datos clave

De acuerdo con la Oficina Federal de Estadística:
· En las poblaciones rurales se redujeron 11% las escuelas, 5% los consultorios médicos y 30% las tiendas de alimentos en 6 años.
· Un suizo del campo recorre 10 km para encontrar una farmacia, uno de la ciudad 700 metros· Sólo 3,5% de las comunas rurales tiene cine
· Y una sucursal bancaria en sólo 37% de las comunas agrícolas.

End of insertion

Contexto

· El crecimiento económico, demográfico, de infraestructura y servicios se ha desplazado en Suiza hacia las ciudades y el Noreste del país.

· La Oficina Federal de Estadística (OFS) realizó un análisis sobre los servicios que disfrutan los suizos en todo el país y encontró una creciente concentración de facilidades en la ciudad, en detrimento de los poblados pequeños.

· La única excepción la constituyen las comunas turísticas, que aunque pequeñas en tamaño, están dotadas de un elevado número de restaurantes, cines, puntos de atracción, tiendas de alimentos y servicios en general.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo