Reconocer los puntos positivos de la migración

El jefe de COSUDE Walter Fust en compañía de Safiye Cagar del UNFPA. Keystone

Una ley de extranjería muy estricta podría ir contra los intereses de Suiza, considera el director de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE).

Este contenido fue publicado el 07 septiembre 2006 - 10:06

Suiza no debe perder de vista la necesidad de trabajadores extranjeros que tendrá en el futuro, señaló Walter Fust al presentar su informe anual en el Fondo de las Naciones Unidas para la Población (UNFPA).

Walter Fust precisó este miércoles (06.09) en Ginebra que respalda la recomendación del gobierno al pueblo suizo en sentido de aprobar las leyes de asilo y de extranjería que serán votadas el 24 de septiembre.

El jefe de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación manifestó no obstante algunas preocupaciones sobre las modificaciones legislativas.

Necesidad de mano de obra extranjera

Como referencia: la nueva ley de extranjería concede estatuto preferencial a los ciudadanos provenientes de un estado de la Unión Europea (UE) o de la Asociación Europea de Libre Comercio (EFTA).

Por su parte la ley de asilo prevé expulsar o no admitir por razones humanitarias a las personas que no presenten un documento de identidad en un plazo de 48 horas.

A jucio de Walter Fust, se debe tomar en cuenta que el envejecimiento progresivo de la población helvética hará que el país recurra cada vez más a la mano de obra extranjera.

"Es una lástima que la migración no sea analizada desde un punto de vista más positivo, explica a swissinfo. Si queremos que Suiza siga siendo próspera y tenga una economía en buen estado, necesitamos inmigrantes. Es hora de que los ciudadanos suizos lo sepan".

Violación de los derechos

Al publicar su informe anual sobre el estado de la población mundial: el Fondo de las Naciones Unidas para la Población (UNFPA) insta especialemten a que los gobiernos actúen para que la migración sea menos peligrosa y más equitativa para los 95 millones de mujeres migrantes.

Víctimas de traficantes o empleadas domésticas, son las más vulnerables.

Según los últimos datos, cerca de 1,2 millones de seres humanos -entre ellos 80% de mujeres o muchachas-, son víctimas del tráfico de seres humanos y condenadas a trabajar en la industria del sexo.

De acuerdo al UNFPA, el tráfico de seres humanos es el tercero entre los comercios ilícitos, después del narcotráfico y el de armas. Obtiene entre 7.000 y 12.000 millones de dólares por año.

"Las políticas de inmigración más restrictivas limitan las posibilidades de entrada legal en un país. Eso conduce a que cada vez más candidatos a la inmigración acudan inconcientemente a los traficantes", dice, entre otras cosas, el informe.

Tráfico de seres humanos

Para Walter Fust, Suiza es también 'culpable' de haber por ejemplo adoptado un régimen de permisos que pueden dar lugar a confusión, sobre todo en lo que concierne a la categoría en la cual entran las bailarinas de cabaret.

Un reciente estudio del Foro suizo para el Estudio de las Migraciones y de la Población muestra que muchas de esas 'artistas' se encuentran efectivamente en el mundo de la prostitución.

"En lo que se refiere a la terrible cuestión del tráfico de seres humanos, hay distintas normas de percepción e incluso diferentes reglas morales, argumenta Walter Fust. Pienso que, tarde o temprano, deberá ser abordado por los políticos".

"No podemos tolerar esta situación si sabemos que la industria del sexo se funda en parte en el tráfico de seres humanos. Eso viola los derechos humanos y nuestra leyes", concluye.

Walter Fust considera que hay que hacer grandes esfuerzos para tratar el problema de migración proponiendo soluciones a largo plazo. Eso significa especialmente reducir la pobreza, atraer inversiones y crear empleos en los países en vías de desarrollo.

swissinfo

Datos clave

68% de empleados médicos de Zimbawe quieren emigrar al extranjero.
Sólo 19 países -entre ellos Suiza-, poseen una ley de trabajo.
Los jóvenes de entre 10 a 24 años constituyen un tercio de las migraciones internacionales.
La ONU realizará una conferencia sobre migracón, la próxima semana en Nueva York.

End of insertion

La migración femenina

De acuerdo al informe del Fondo de las Naciones Unidas para la Población (UNFPA), publicado este miércoles (06.09), las mujeres representan la mitad de los migrantes, es decir 95 de los 191 millones. La agencia onusiana estima que los migrantes envian cerca de 232 millones de dólares anual a sus países de origen.

El informe indica además que millones de mujeres emigran de Asia, América Latina, el Caribe y cada vez más de África para trabajar de empleadas domésticas en Europa, América del norte y en los estados del Golfo. Según el informe, rara vez están protegidas por la legislación laboral del país al que llegan.

El documento del UNFPA señala por otra parte: la "fuga de cerebros" del campo médico hacia los países industriales engendra del desplome del sistema de salud en los países pobres. El éxodo de 20.000 enfermeras y médicos altamente calificados de África agrava la penuria de personal en el continente negro.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo