Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

(swissinfo.ch)

Si Ana Frank -que este 2009 cumpliría 80 años-, hubiera sobrevivido al Holocausto, habría sido escritora o defensora de los derechos humanos, estima su primo.

Buddy Elias vive todavía en la casa en la que Ana lo visitó en Basilea antes de ocultarse en Amsterdam para tratar de escapar a la persecución nazi. En su diario, leído por millones de personas, la joven narra la experiencia de la familia durante la II Guerra Mundial.

Ana murió en un campo de concentración en 1945. Después de la guerra, su padre, Otto - el único miembro de su familia en sobrevivir al Holocausto – se mudó a Suiza para estar cerca de sus parientes. El suburbio de Birsfelden, en Basilea, donde vivió, acaba de inaugurar una plaza en homenaje a Ana Frank.

"Ana y yo nos teníamos mucho cariño. Ella me decía Bernd por mi nombre real, Bernhard, y jugábamos juntos cuando nos visitaba en compañía de su padre", recuerda Buddy Elias en conversación con swissinfo.ch.

Su casa está llena de cuadros. En una pared cuelga una pintura de Leni, la madre de Elias y hermana de Otto Frank, cuando era niña. Hay fotografías de la carrera de patinador de Elias - trabajó para el 'Holliday on Ice'- y de actor, una profesión en la que sigue activo.

A sus 84 años, también dedica mucho tiempo al Fondo Ana Frank, una entidad con sede en Basilea y que fue creada por Otto Frank con el objetivo de mantener viva la memoria de Ana. Buddy Elias es su único pariente con vida.

Un verdadero carácter

Elias describe a Ana como muy divertida y adorable, y más salvaje que su hermana mayor, Margaret. "Recuerdo que la última vez que Ana vino a Basilea me pidió que fuéramos al guardarropa de nuestra abuela y nos pusiéramos uno de sus vestidos, un sombrero y unos zapatos, para imitarla".

"¡Ya puede imaginarse cómo me veía yo con ese vestido. Ella se divertía mucho y se reía mucho!"

Como Ana, Elias nació en Fráncfort, Alemania. Su padre era representante de una firma alemana en Suiza antes de que Hitler asumiera el poder, lo que, considera Elias, salvó a su familia.

El padre de Elias arregló que Otto Frank trabajara como representante de la misma firma en los Países Bajos, país que en aquel momento, se creía, era más seguro para los judíos que Alemania. La familia de Frank se trasladó a Ámsterdam en 1933.

Ana recibió un diario como regalo para su decimotercer aniversario el 12 de junio de 1942 y comenzó inmediatamente a escribir. En él anotó sus inquietudes de adolescente. La vida se había vuelto difícil para las familias judías después de la invasión alemana de los Países Bajos en 1940. Ana se había cambiado a una escuela secundaria judía.

Anexo secreto

Otto decidió conducir a la familia a un escondite tras de que Margaret recibiera una convocatoria para presentarse a un campo de trabajo. Los Frank y otra familia se trasladaron al anexo secreto de una casa en Prisengracht 263 en julio de 1942, con la ayuda de algunas personas de confianza. Otro hombre los alcanzó más tarde.

En su diario, Ana registra las tensiones diarias entre los residentes, su temor de ser descubiertos y su romance con Peter, habitante también del anexo.
Escribe también sobre su soledad y sus frustraciones. "Sé que estoy lejos de ser como debería", escribe. "¿No lo seré nunca?"

Ana alude a Elias en dos ocasiones. En octubre de 1942 sueña que va de compras en Suiza con él. Incluso hace una lista: tres chalecos de algodón, tres bragas ...
En 1944 apunta que escucharon que Bernd había estado en el escenario.

Última anotación

Su última anotación en el diario fue del 1 de agosto de 1944. El anexo fue denunciado algunos días después y arrestados sus ocupantes. Ana y Margaret murieron de tifus un año después en Bergen-Belsen. Su madre, Edith, murió en Auschwitz.

El diario de Ana fue rescatado y entregado a Otto después de la guerra.
"Cuando leí por primera vez el diario, pensé igual que Otto. Él dijo siempre, "no conocí a mi hija hasta que leí su diario", pasó lo mismo conmigo."

"Conocí a Ana como una niña divertida y feliz y no tenía idea de los pensamientos profundos que escribió en su diario, fue una revelación para mí", dijo Elias.

Ana habla de la condición de las mujeres y de la locura de la guerra. También expresa su deseo de convertirse en escritora o periodista.

"Estoy seguro de que habría sido una maravillosa escritora. Probablemente habría sido también muy activa en el humanismo, trabajando por las derechos de las mujeres y los niños," añade Elias.

Publicación

Ese deseo de escribir, condujo a Otto, luego de una intensa reflexión, a publicar una versión corregida del diario en 1947.

"Alguien dijo una vez que seis millones de personas asesinadas son estadísticas pero que la gente puede identificarse con una niña que fallece bajo esas terribles circunstancias. Todavía recibo muchos correos de personas que dicen que el diario de Ana les cambió la vida. Ella muestra el lado humano de la gente y lo que la discriminación puede hacer", subraya Elias.

El Fondo Ana Frank, que tiene los derechos del libro, utiliza el dinero para patrocinar los proyectos caritativos que mantienen vivas las ideas de Ana.
También se encarga del monumento a Ana y Margaret en Bergen-Belsen, que se ha convertido en un lugar muy visitado.

En Birsfelden, en una casa de la Buchenstrasse, una placa en alemán indica: "Casa de Otto Frank. El padre de Ana Frank vivió aquí de 1964 a 1980" – cundo murió a los 91 años.

"Otto fue muy feliz aquí, tenía su jardín, comía las uvas en la parte trasera y amaba sentarse afuera con su segunda esposa, Fritzi", recuerda Elias.

Plaza de Ana

Apenas algunos pasos más lejos se encuentra la nueva plaza de Ana Frank, inaugurada el pasado 7 de junio.

Es el primer gran monumento dedicado a Ana Frank en Suiza y se piensa convertirla en una glorieta en la que se plantará un castaño con semillas de la fundación de Ana Frank en Ámsterdam.

Elias lee la inscripción en la placa azul de la plaza: "Ana Frank, símbolo de toda la gente inocente perseguida, nació en 1929 y murió en 1945 en Bergen-Belsen".

Luego, según la tradición judía, coloca una piedra bajo la placa. En ella, la inscripción, "Querida e inolvidable. Bernd".

Isobel Leybold-Johnson en Basilea y Birsfelden, swissinfo.ch
(Traducción, Marcela Águila Rubín)

TRAICIÓN

4 de agosto de 1944: Traición y detención de los residentes del anexo. Todavía no se sabe oficialmente quién notificó a las autoridades alemanas. Buddy Elias cree que la escritora Ana Lee encontró al culpable, ahora muerto, un ex miembro del Partido Nazi holandés.

8 de agosto de 1944: Encarcelamiento en el campo de concentración de Westerbork, en los Países Bajos.

3-6 de septiembre de 1994: Los Frank son transportados en el último tren de Westerbork al campo de concentración de Auschwitz, en Polonia.

28 de octubre-1 de noviembre de 1944: Transferencia de Ana y de Margaret de Auschwitz al campo de concentración de Bergen-Belsen, cerca de Hannover.

Finales de febrero – principios de marzo de 1945: Margaret muere de fiebre tifoidea. Ana muere de la misma enfermedad algunos días más tarde. La entierran en uno de las fosas comunes en Bergen-Belsen.

Fuente: Buddy Elias y Fondo Ana Frank.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×