AFP internacional

El ministro de Relaciones Exteriores de Chile Heraldo Muñoz durante una conferencia en el Departamento de Estado de Estados Unidos el 15 de septiembre de 2016 en Washington

(afp_tickers)

Chile denunció este martes que Bolivia aplica "sobreprecios abusivos" a los importadores de su propio país que usan los puertos chilenos para ingresar o sacar su carga.

Un tratado firmado a inicios del siglo XX le otorgó a Bolivia libre tránsito de mercancías por puertos del norte de Chile, en compensación a la pérdida de su salida al mar cedida en una guerra en la que también participó Perú.

Hoy, casi el 80% de la carga boliviana sale por los puertos chilenos.

"Quisiera destacar el sobreprecio que le cobra la Agencia de Aduanas de Bolivia a los propios importadores bolivianos para la carga que entra por el puerto de Arica", denunció en rueda de prensa este martes el canciller chileno Heraldo Muñoz.

"Son sobreprecios abusivos, el gobierno boliviano lucra con los comerciantes e importadores bolivianos", agregó el diplomático chileno, citando por ejemplo un sobreprecio de 119 dólares para el carga y descarga de un contenedor de 20 pies.

A ese valor, se suma al cobro de 29,9 dólares que hace el puerto de Arica, con el cual para este ejemplo "la ganancia excesiva para los servicios portuarios bolivianos es de 300%", según Muñoz.

"Sería bueno que el gobierno boliviano explique del porqué de estos sobreprecios que encarecen el tránsito por los puertos de nuestro país", abundó Muñoz.

En julio, las complejas relaciones entre Chile y Bolivia tocaron su punto más álgido en los últimos meses tras la polémica visita de inspección que realizó el canciller boliviano, David Choquehuanca, a puertos chilenos.

Sin invitación oficial, Choquehuanca viajó a Chile acompañado de una delegación de casi 60 personas entre periodistas, legisladores y diplomáticos bolivianos, y tras ingresar a los puertos denunció "atropellos" y "discriminación" contra los transportistas bolivianos con respecto a los de otras nacionalidades.

El último pleito puso más presión en la relaciones entre dos países que ya se enfrentan con dos demandas la Corte de La Haya y que carecen de relaciones diplomáticas desde 1978.

afp_tickers

 AFP internacional