Comienzan audiencias del Senado de EEUU para confirmar al juez Gorsuch en la Corte Suprema


 AFP internacional

El juez Neil Gorsuch comienza una maratón de audiencias del Senado para ser confirmado en la Corte Suprema de Estados Unidos, el 20 de marzo de 2017, en Washington

(afp_tickers)

Designado por Donald Trump para integrar la Corte Suprema de Justicia de Estados Unidos, el juez Neil Gorsuch inició este lunes una maratón de audiencias con vistas a ser confirmado por el Senado, donde los demócratas lo consideran demasiado ligado a las finanzas y a los intereses conservadores.

Gorsuch, de 49 años, estará durante varios días bajo los focos de los legisladores en Washington, que lo interrogarán sobre los más variados temas.

Con un traje azul marino, presentó como preámbulo a los miembros de su familia que vinieron a apoyarlo, entre ellos su mujer, Louise, con la que tuvo dos hijas.

La primera audiencia ante la comisión de Asuntos Judiciales del Senado comenzó a las 11H00 locales (15H00 GMT), y sus veinte miembros estaban autorizados a hacer una declaración preliminar, una operación que duró varias horas.

En esta audiencia y a lo largo de todo el proceso de confirmación los legisladores escrutarán su pasado y pondrán bajo la lupa sus posturas sobre el aborto, el matrimonio homosexual, la discriminación positiva, el porte de armas y otros temas sociales que deberá abordar si finalmente se convierte en el noveno magistrado de la Corte Suprema.

La senadora demócrata por California Dianne Feinstein se manifestó preocupada por la amenaza que suponía el juez Gorsuch para el derecho al aborto. Partidario de la pena de muerte, Neil Gorsuch defiende casi todas las causas conservadoras en materia de familia y religión.

Sostiene, por ejemplo, que la Constitución debe ser interpretada de acuerdo con su sentido original cuando se aprobó en el siglo XVIII, una idea "muy inquietante", según Feinstein.

"Eso significa que los jueces y los tribunales deben evaluar nuestros derechos constitucionales tal como eran entendidos en 1789", destacó. Es decir una época en la que estaba en vigor la esclavitud, en la que la población estadounidense era de 4 millones de personas y no podía siquiera imaginarse lo que podía llegar a ser un automóvil o internet, agregó la senadora.

- Togas negras -

Los demócratas, minoritarios en el Senado, prometieron librar una batalla épica para obstaculizar la confirmación de Gorsuch.

Entrevistado el lunes en CNN, el senador demócrata Richard Blumenthal prometió recurrir a "todas las herramientas disponibles".

Los senadores republicanos, por su lado, lo describen como magistrado íntegro con ideas irreprochables.

"No hay una toga roja para los republicanos y una toga azul para los demócratas. Aquí solo ponemos togas negras", aseguró Ben Sasse, legislador por Nebraska.

Neil Gorsuch ocupará la vacante dejada en el máximo tribunal por Antonin Scalia, magistrado conservador fallecido en febrero de 2016. Desde entonces la Corte Suprema funciona con solo ocho miembros, cuatro de los cuales son considerados progresistas. La llegada de Gorsuch inclinará la Corte a posturas más conservadoras.

De todas las personas designadas por Trump en el marco de la transición del poder, la confirmación de Gorsuch será la más disputada de todas.

Para ser confirmado por el Senado, un miembro de la Suprema Corte necesita una mayoría especial de 60 legisladores si la oposición demócrata recurre a una maniobra de obstrucción. Los republicanos tienen 52 bancas en el Senado y por eso necesitan convencer por lo menos a ocho demócratas.

Donald Trump atacó ferozmente estas últimas semanas al Poder Judicial, al que acusó de estar politizado y calificó de "pseudojuez" al magistrado que suspendió la aplicación de su primer decreto antimigratorio.

Senadores demócratas hicieron saber que exigirán a Neil Gorsuch que condene claramente esas declaraciones presidenciales.

AFP

 AFP internacional