AFP internacional

Un lanzacohetes surcoreano disparando en unas maniobras militares en la localidad costera de Goseong, fronteriza con Corea del Norte, el 4 de abril de 2016

(afp_tickers)

La máxima instancia militar de Corea del Norte acusó este lunes a "fuerzas hostiles" conducidas por Washington de someter al país al mismo tipo de asedios que los sufridos por la ciudad rusa de Leningrado en la Segunda Guerra Mundial o Cuba durante la crisis de los misiles.

En un comunicado publicado por la agencia oficial KCNA, un portavoz de la poderosa Comisión de Defensa Nacional (CDN) dice asimismo que las últimas resoluciones de la ONU que sancionan a Pyongyang son "anacrónicas y suicidas", susceptibles de provocar un ataque nuclear en el continente americano.

El Consejo de Seguridad de la ONU adoptó a primeros de marzo el arsenal de sanciones más fuerte infligido hasta ahora a Corea del Norte como reacción a su cuarto ensayo nuclear, el 6 de enero, seguido el 7 de febrero por el lanzamiento de un cohete considerado como una prueba de misil balístico disimulado. Estas sanciones son obra "de las fuerzas estadounidenses y de otras fuerzas hostiles" decididas a atacar a Corea del Norte "en masa para engullirla", afirmó el portavoz de la CDN. "El bloqueo de Leningrado que sembró el terror en el corazón de la gente (...) y la crisis caribeña de la Guerra Fría apenas pueden aguantar la comparación con la situación", apostilló.

Washington está provocando una crisis que podría conducir a Corea del Norte a "realizar como represalia un ataque nuclear contra el continente americano en todo momento, insistió.

- Ejercicios surcoreanos -

Por su parte, Corea del Sur realizó este lunes unos ejercicios a gran escala de tiros con municiones reales en el mar de Japón, donde Corea del Norte llevó a cabo una serie de lanzamientos de misiles supervisados por su número uno, Kim Jong-un. Dichos ejercicios, en los que se utilizaron obuses autopropulsados K-9 y lanzacohetes múltiples de 130 mm, tuvieron lugar en la ciudad costera de Goseong, fronteriza con el Norte.

El objetivo de la maniobra es repetir "el escenario de una provocación marítima norcoreana", declaró a la prensa el portavoz del Ministerio surcoreano de Defensa, Moon Sang-gyun.

Los ejercicios tienen como finalidad perfeccionar la precisión y eficacia de los "procedimientos de tiros en el mar contra blancos enemigos", agregó.

afp_tickers

 AFP internacional