AFP internacional

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, visita la localidad de Jama, en la provincia costera de Manabí, el 18 de abril, dos días después del potente terremoto que golpeó el país

(afp_tickers)

El Congreso de Ecuador, de mayoría oficialista, aprobó este jueves una ley que incluye un aumento temporal de dos puntos del IVA, aportes salariales obligatorios e incentivos para enfrentar los efectos del terremoto que devastó la costa del país el pasado 16 de abril.

"Con 94 votos se aprueba nuestra responsabilidad con las poblaciones afectadas por el terremoto", escribió en Twitter la presidenta de la Asamblea Nacional, Gabriela Rivadeneira.

De los 127 asambleístas presentes en el debate 26 votaron en contra y siete se abstuvieron.

Con las medidas establecidas en la denominada "Ley solidaria y de corresponsabilidad ciudadana por las afectaciones del terremoto" el gobierno espera recaudar unos 1.000 millones de dólares.

La norma establece que el Impuesto al Valor Agregado (IVA) pasará del 12% al 14% "durante el periodo de hasta un año". Esta medida no se aplicará en las zonas afectadas por el terremoto.

Además, la ley establece aportes salariales obligatorios para quienes ganen desde 1.000 dólares en adelante.

A modo de ejemplo, quienes ganan 3.000 dólares mensuales aportarán un día de salario por mes durante tres meses y quienes ganan un sueldo de 20.000 dólares o más aportarán un sueldo diario durante ocho meses, según una tabla establecida por la Asamblea Nacional.

La ley propuesta por el presidente de Ecuador, Rafael Correa, cuatro días después del terremoto de 7,8 grados que dejó 660 muertos, 13 desaparecidos y más de 28.000 albergados, también incluye contribuciones por una sola vez del 3% sobre utilidades y del 0,90% sobre patrimonios de personas naturales mayores a un millón de dólares.

Asimismo, la ley establece una contribución por una sola vez de 1,8% sobre bienes que estén en paraísos fiscales.

Con el fin de reactivar económicamente a la provincia de Manabí, la más golpeada por el sismo, y localidades de Esmeraldas (oeste), se exonerará del impuesto a la renta por cinco años a las nuevas inversiones productivas.

Aunque todavía no se ha determinado el costo total de la reconstrucción, Correa estimó los daños en unos 3.000 millones de dólares.

La aprobación de la ley llega en medio de dificultades económicas por la caída de los precios del petróleo y la apreciación del dólar -moneda que Ecuador adoptó en el año 2000-, y que han llevado la gobierno a tomar otras medidas como el incremento del impuesto a los consumos especiales de bebidas azucaradas, licores y cigarrillos.

afp_tickers

 AFP internacional