AFP internacional

Un kuwaití compra libras en una oficina de cambio de moneda en Kuwait City el 25 de junio de 2016

(afp_tickers)

Muchos británicos votaron por el 'brexit' para proteger su economía de los oportunistas venidos de fuera, pero la caída de la libra abre ahora buenas oportunidades para los inversores extranjeros en Reino Unido, en particular en el sector inmobiliario.

Tal y como se esperaba, el "sí" de los británicos a salir de la Unión Europea en el referéndum del jueves desencadenó un seísmo político, con el anuncio de la dimisión del primer ministro, David Cameron, y financiero.

Las bolsas se desplomaron y la libra esterlina cayó a sus niveles más bajos desde hace 31 años. El viernes, hacia las 21H00 GMT, la moneda británica perdió un 8,8% frente al dolar con respecto al valor del día anterior. Y los expertos del mercado de cambios preveían aún más turbulencias.

Numerosos analistas auguran una caída de los precios inmobiliarios en el país y muchos compradores potenciales ya están aplazando las transacciones por la incertidumbre.

Pero si algunos optan por esperar, otros inversores, en su mayoría extranjeros, se precipitan, convencidos de que se pueden hacer buenos negocios.

"Muchos de mis inversores oportunistas dicen que hay que pensarlo en serio, con la idea de aprovechar esta oportunidad", confiesa Nicholas Brooke, presidente de Professional Property Services, un gabinete de asesoramiento en inversiones inmobiliarias con sede en Hong Kong.

"Cualquiera que no use la libra esterlina verá en esto una oportunidad", admite.

- China, Hong Kong y Singapur -

Brooke, que fue presidente de la Royal Institution of Chartered Surveyors, un organismo británico encargado de promover la profesión inmobiliaria, ha observado que algunos de sus clientes en Hong Kong y en China con capacidades financieras "significativas ya están pensando en comprar aprovechando la debilidad de la libra.

El agente inmobiliario internacional Knight Franck apuesta por la prudencia al evaluar el impacto del referéndum británico pero asegura que la caída de la libra comporta necesariamente un "aumento importante" del poder adquisitivo de los inversores extranjeros.

El interés vendrá de China, Hong Kong o Singapur, territorios que tienen una sólida experiencia en inversiones inmobiliarias en Reino Unido, y en especial en Londres, según Nicholas Holt, especialista de la región Asia Pacífico en Knight Franck.

Juwai.com, un página china de búsquedas inmobiliarias, registró un aumento del 30% de consultas en junio con respecto a mayo.

Los precios inmobiliarios en Londres se encuentran entre los más elevados del mundo. Pero con el referéndum el precio de las residencias podría bajar un 5% en todo Reino Unido, y aún más en Londres, según la consultora KPMG.

El grupo asesor inmobiliario Jones Lang LaSalle (JLL) prevé que el reajuste del valor del capital en los próximos dos años podría ser del 10%.

En sus evaluaciones sobre las consecuencias del 'brexit', el Fondo Monetario Internacional (FMI) incluye una hipótesis desfavorable, en la que la economía británica entraría en recesión el año que viene, con un incremento del desempleo, que pasaría del 5% actual al 6,5% en dos años.

Por su parte, los partidarios de la salida de la UE destacan las capacidades de adaptación de la economía británica, que sería potenciada por la llegada de nuevos socios y de una inmigración seleccionada.

"La decisión de Reino Unido de abandonar la UE es un acontecimiento histórico que debemos acoger sin reservas", declaró Robin Paterson, copresidente de Sotheby's International Realty en Reino Unido.

Para Paterson, la salida de la UE favorecerá la necesidad urgente de la presencia en el mercado británico de nuevos inversores de Estados Unidos y Asia.

Jones Lang LaSalle (JLL) asegura que crecerá el interés de los inversores de India, sabiendo que muchas fortunas de la excolonia británica ya están presentes en el mercado inglés. "Es muy probable que muchos más indios busquen invertir en Reino Unido", anticipó Anuj Puri, presidente de JLL en India.

afp_tickers

 AFP internacional