AFP internacional

Un globo con el logotipo de YPF frente al Congreso argentino, el 3 de mayo de 2012 en Buenos Aires

(afp_tickers)

Ricardo Darré, un exejecutivo de la firma francesa Total en Estados Unidos, será a partir del 1 de julio el nuevo gerente general (CEO) del gigante petrolero estatal argentino YPF, informó este lunes la empresa.

Darré ocupará el lugar que tuvo Miguel Galuccio hasta el 9 de marzo. Galuccio condujo la compañía con mayor volumen de negocios desde que en 2012 la reestatizó la presidenta peronista de centroizquierda Cristina Kirchner (2007-2015). El sitio lo ocupa hasta ahora un gerente interino.

Con Darré, "reafirmamos el compromiso con una gestión absolutamente profesional de YPF que potencie el desarrollo de nuestra producción y nuestro posicionamiento estratégico en el mercado con foco en la productividad, la innovación y la tecnología", indicó la petrolera en un comunicado de prensa.

Galuccio concentraba los puestos de presidente de YPF y CEO. El sillón de presidente lo tiene ahora Miguel Angel Gutiérrez, extitular de Telefónica de Argentina (capitales españoles), designado por el presidente Mauricio Macri, líder de una alianza de centroderecha.

Darré es ingeniero mecánico e industrial y tiene un perfil técnico, enfocado en la operación de yacimientos. La función de Gutiérrez es más política, vinculada a la interacción del gobierno con las provincias productoras, los sindicatos y el Congreso.

El flamante gerente general destacó que la fortaleza de la petrolera "está basada en su equipo de profesionales argentinos", además de sus "muy buenas áreas geológicas y una sólida base industrial altamente competitiva", agregó el parte.

Darré ingresó a Total en 1987 y tras casi 30 años de asumir responsabilidades en las áreas de exploración y explotación de hidrocarburos en distintos países, desde 2014 se desempeñaba como presidente y director (CEO) de Exploración y Producción en Houston, Estados Unidos.

En Houston, tenía a su cargo las inversiones en la producción de shale gas y petróleo así como la operación en las aguas ultra profundas del Golfo de México.

YPF tiene propiedades en el yacimiento de Vaca Muerta (sudoeste de Argentina, uno de los mayores del mundo de hidrocarburos no convencionales (petróleo y gas de esquisto). En 2015, la empresa alcanzó un 62,5% de participación en el mercado de combustibles.

En 2012, YPF fue expropiada a la española Repsol, a raíz de la profunda caída en la exploración y producción de petróleo y gas. Argentina le pagó a Repsol una indemnización en bonos por unos 5.000 millones de dólares que la firma española hizo líquidos de inmediato en los mercados financieros.

YPF había sido privatizada en la década de 1990 por el gobierno del peronista Carlos Menem (1989-99), que aplicó una política económica neoliberal.

El ministro de Energía, Juan José Aranguren, dijo al asumir este año que el gobierno mantendrá la composición accionaria de YPF. Un 51% está en manos estatales (26% del Estado federal y 25% de las provincias) y el resto en manos privadas.

YPF registró en el primer trimestre una caída interanual del 63,8% en su utilidad operativa, como consecuencia del duro retroceso del precio internacional del crudo y la devaluación de la moneda un 34% en diciembre, tras asumir Macri.

La búsqueda del nuevo CEO fue realizada por "una reconocida consultora internacional y bajo criterios estrictamente profesionales", aclara el reporte.

afp_tickers

 AFP internacional