AFP internacional

Gary Johnson el 9 de mayo de 2016 en Washington

(afp_tickers)

Gary Johnson, exgobernador republicano de Nuevo México, fue elegido este domingo candidato presidencial del Partido Libertario, una pequeña formación que podría marcar la diferencia en los comicios estadounidenses del 8 de noviembre.

"Yo digo la verdad, no soy un mentiroso", dijo Johnson tras ser elegido en la convención de su partido en Orlando, Florida, e insistió en que su franqueza atraerá los votos de un electorado desencantado.

Johnson ya se había presentado bajo la misma bandera en 2012. En ese momento obtuvo apenas el 1% de los votos.

Este año, el escenario es diferente: para superar su puntaje de hace cuatro años, Johnson tiene a favor el caos provocado por la victoria de Donald Trump en las primarias republicanas y los problemas de imagen de la demócrata Hillary Clinton.

"Soy el candidato todo en uno", explicó Johnson a la AFP en Washington a principio de mes. "Estoy a la izquierda de Hillary en cuestiones de sociedad y soy más conservador que Ted Cruz en cuestiones económicas. Represento lo mejor de los dos mundos", dijo.

En Estados Unidos, la corriente libertaria ('libertarian' en inglés) es pequeña, pero persistente. Está a favor de la libertad individual y la reducción del rol del Estado federal en la economía. El exlegislador republicano Ron Paul fue una sus figuras más conocidas.

afp_tickers

 AFP internacional