AFP internacional

Unos soldados patrullan en el exterior del aeropuerto de Zaventem, en Bruselas, el 1 de mayo de 2016

(afp_tickers)

La sala de salidas del aeropuerto de Bruselas reabrió de forma parcial este domingo, cuarenta días después del doble atentado suicida que causó 32 muertos en la capital belga, 16 de ellos en esta terminal.

"Volvemos a ver la imagen familiar de nuestros pasajeros en el vestíbulo de salidas. Es un gran paso para la vuelta a la normalidad de nuestras actividades aeroportuarias, que darán un impulso a nuestra economía", declaró Arnaud Feist, director de la sociedad que gestiona el aeropuerto, Brussels Airport, durante una ceremonia de reapertura.

Por su parte, el primer ministro belga, Charles Michel, condenó en su discurso "la agresión incalificable" contra Bélgica y Europa y concluyó con un mensaje de esperanza: "Los negocios vuelven a Bruselas, bienvenidos al aeropuerto".

A los lados de la tribuna dispuesta para la ceremonia de apertura colgaban dos cuadros blancos con la bandera belga y la fecha de los atentados, 22 de marzo de 2016, sobre los que había escritos mensajes en memoria de las víctimas. Entre los mensajes en varias lenguas se podía leer: "Love beats hate" ("el amor es más fuerte que el odio") o "Violence will never be the answer" ("La violencia nunca será la respuesta").

Sobre el suelo yacían ramos de flores, velas, fotografías de las víctimas y mensajes.

Sólo los pasajeros de tres vuelos podrán registrarse en la tarde de este domingo en la sala de salidas. De forma simbólica, fueron elegidos los clientes de compañías belgas, Brussels Airlines y Jetairfly TUI Airlines Belgium. Los aviones viajan a Málaga y Palma de Mallorca (España) y a Lisboa (Portugal).

La sala de salidas quedó muy dañada por la doble explosión del 22 de marzo. El aeropuerto estuvo completamente cerrado al tráfico durante doce días. Reabrió el 3 de abril a través de instalaciones temporales que permitieron asegurar el 20% del tráfico normal en un principio, una capacidad que fue aumentando progresivamente.

El aeropuerto prevé recuperar su plena actividad de aquí a mediados de junio.

A partir del lunes, el registro para los vuelos se hará tanto en la sala de salidas como en las instalaciones temporales, dependiendo de la aerolínea.

afp_tickers

 AFP internacional