AFP internacional

Cartel de Wall Street el 28 de febrero de 2012 en Nueva York

(afp_tickers)

Wall Street terminó al alza este lunes, tranquilizada por la prudencia de la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen, e impulsada por el alza del petróleo: el Dow Jones ganó un 0,63% y el Nasdaq un 0,53%.

Según resultados provisorios de cierre, el índice vedette, el Dow Jones Industrial Average, aumentó 112,86 puntos, hasta 17.919,92 puntos, y el Nasdaq, de dominante tecnológico, 26,20 puntos a 4.968,71 unidades.

El índice ampliado S&P 500 subió 10,28 puntos o 0,49% a 2.109,41 puntos, su nivel más alto en siete meses.

"Yellen habla, el mercado bosteza", resumió Jay Morelock, de FTN Economics, señalando sin embargo que el discurso de la presidenta de la Fed fue el principal evento de la jornada.

Yellen tomó nota de los temores suscitados el viernes por la neta desaceleración de los contratos de trabajo en mayo, pero se esforzó por atenuarlos: según ella no se debe atribuir "demasiada importancia" a los datos mensuales, con frecuencia sujetos a considerables revisiones, mientras que la evolución del mercado laboral sigue siendo "globalmente positiva".

"Tengo buenas razones para pensar que las fuerzas positivas que tienden hacia un crecimiento del empleo y a una mayor inflación continuarán superando a las fuerzas negativas", afirmó.

En consecuencia, según Morelock, no habrá ajuste monetario la semana próxima y "un alza (de las tasas de interés) en julio solamente si las estadísticas económicas aportan buenas sorpresas en los dos próximos meses".

Para Sam Stovall, de Standard and Poor's Global Market Intelligence, "Yellen da a entender que sigue considerando dos alzas de tasas este año y los inversores probablemente se sintieron un poco mejor al ver que ella piensa que la economía está suficientemente sólida" para ello.

Por otra parte, los precios del petróleo subieron netamente el lunes, impulsando al sector energético en la bolsa (+1,99%) gracias a un dólar que continúa débil.

"Es un mercado que reacciona al dólar, más que a la economía", dijo Jack Ablin, de BMO Private Bank.

El mercado obligatorio bajó. Hacia las 20h20 GMT el rendimiento de los bonos del Tesoro a 10 años alcanzaba 1,733%, contra 1,699% en la noche del viernes, y el de los títulos a 30 años 2,551%, contra 2,509% antes.

afp_tickers

 AFP internacional