Navigation

¿Quiénes son los candidatos para las elecciones cruciales al Senado en Georgia?

Arriba: Jon Ossoff (izq) y David Perdue Abajo: Kelly Loeffler (izq) y Raphael Warnock afp_tickers
Este contenido fue publicado el 04 enero 2021 - 19:25
(AFP)

"El joven hijo judío de un inmigrante y un pastor negro" contra dos empresarios ricos que no le deben "nada a nadie": estos son los candidatos a la crucial elección de dos escaños para el Senado el martes en Georgia, que determinarán el control de la Cámara Alta de Estados Unidos.

Kelly Loeffler contra Raphael Warnock y Jon Ossoff frente a David Perdue: candidatos prácticamente desconocidos hace algunos meses fuera de este estado sureño, sus nombres resuenan ahora en bucle en los medios nacionales.

Es así porque en esta elección en segunda vuelta se decidirá no solo el control del Senado, en manos ahora de los republicanos, sino también el poder en Washington durante la futura presidencia del demócrata Joe Biden.

- Jon Ossoff contra David Perdue -

Con 33 años, el demócrata Jon Ossoff tiene todavía un currículum escueto, pero ninguna duda sobre todo lo que hay en juego tras su candidatura. "Vamos a marcar la historia el martes", lanzó este fin de semana ante un pequeño grupo de electores reunidos en Eatonton, un municipio rural de casas modestas.

Su tono, tranquilo, se anima cuando este productor de documentales de investigación, y excolaborador parlamentario, subraya el simbolismo de su candidatura paralela a la de Raphael Warnock, un pastor afroestadounidense, en un estado todavía marcado por las heridas de la esclavitud y la segregación.

"Pensad desde lo lejos que venimos. En que vuestros candidatos en este momento histórico son el joven hijo judío de un inmigrante y el pastor negro que ocupa el púlpito" de Martin Luther King en Atlanta.

Ossoff acusa a su rival de haber usado informaciones confidenciales sobre la pandemia, recibidas en el Senado, para enriquecerse.

David Perdue, de 71 años, rechaza estas denuncias, mientras su equipo señala a Ossoff por "nunca haber tenido un trabajo de verdad en la vida", en referencia al dinero heredado de su familia, que reinvirtió parcialmente en una compañía británica de documentales, Insight TWI.

El empresario republicano, de su lado, "crea empleos en Estados Unidos desde hace 40 años", afirmó su equipo.

Uno de los miembros más ricos del Congreso, el senador conservador pertenece a la familia Perdue, famosa por su imperio en la industria del pollo.

En las últimas horas frenéticas de la campaña, este fiel 'trumpista' ha tenido que dejar las calles tras detectarse un caso de covid-19 en su entorno cercano por el que está guardando cuarentena. Pero Perdue sigue presente en las pantallas.

El martes, los electores de Georgia decidirán si los estadounidenses se inclinan por "vivir bajo un gobierno opresor socialista" o si continúan disfrutando de la libertad, proclamó el domingo en Fox News.

David Perdue se quedó a un paso de alcanzar el 50% necesario en la primera vuelta de la elección (49,7%), frente al 47,9% de Jon Ossoff.

- Raphael Warnock contra Kelly Loeffler -

"Juntos vamos a detener el socialismo. Juntos vamos a mostrarle a todo el mundo que Georgia es un estado republicano y juntos vamos a salvar a Estados Unidos": con una gorra adornada por una discreta bandera estadounidense, Kelly Loeffler, de 50 años, se dirigía a un pequeño grupo de seguidores el domingo en una coqueto ciudad del noroeste conservador de este estado.

Incluida también entre los integrantes más ricos del Congreso, la empresaria recorre Georgia en su jet privado para hacer campaña.

A Kelly Loeffler le gusta recordar su infancia modesta en una granja antes de hacer carrera en los servicios financieros. Y se presenta siguiendo la línea de Donald Trump.

"David Perdue y yo somos personas de negocios, somos 'outsiders', no le debemos nada a nadie", subrayó en Cartersville. "Y juntos vamos a salvar a Estados Unidos".

¿De qué peligro? De su oponente, Raphael Warnock, "un liberal radical" que amenaza, según ella, los valores estadounidenses.

Nacido en un barrio pobre de Savannah, una elegante ciudad colonial, este último acusa a Loeffler de haber "sacado provecho de la pandemia", como David Perdue, vendiendo acciones en base a informaciones privilegiadas. Algo que ella niega.

Undécimo de una familia de 12 hijos, el pastor afirma que nació en la "pobreza", de una madre que trabajaba en los campos de algodón. Su camino hasta la iglesia de Martin Luther King, y después como candidato para el Senado, solo es posible en "Estados Unidos".

"Me presento al Senado estadounidense porque creo en la promesa estadounidense, sé que está viva. Pero se le está escapando a demasiados de nuestros hijos", aseguró a los electores.

Raphael Warnock acabó en cabeza en la primera vuelta, por delante de Kelly Loeffler por más de 300.000 votos. Pero esta última podría beneficiarse del trasvase de apoyos de un rival republicano eliminado en primer turno, que había recibido más de un millón de votos.

Compartir este artículo