Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Varias personas inspeccionan el 26 de marzo de 2017 los restos de unos edificios en el barrio de Al Jadida, en Mosul, destruidos por un ataque aéreo

(afp_tickers)

Al menos 105 civiles murieron en marzo en un ataque estadounidense en Mosul, la segunda ciudad de Irak y último gran bastión del grupo Estado Islámico (EI) en ese país, reconoció este jueves el Pentágono.

El informe de investigación de las fuerzas armadas estadounidenses sobre el bombardeo del 17 de marzo atribuyó, sin embargo, la mayor parte de la culpa a los yihadistas del grupo EI, afirmando que habían colocado una gran cantidad de explosivos en el inmueble blanco del ataque estadounidense.

En total, murieron 101 civiles que estaban dentro del inmueble y otros cuatro en sus proximidades, y 36 civiles que estaban en la estructura siguen desaparecidos.

El bombardeo al edificio de Mosul provocó que estallaran los explosivos del grupo EI, dijo el brigadier general Matt Isler, de la Fuerza Aérea de EEUU.

"La explosión secundaria desató un rápido colapso de la estructura que mató a dos francotiradores del EI, a 101 civiles que estaban en los pisos inferiores de la estructura y a cuatro civiles en la estructura vecina del oeste", expresó Isler.

Según Isler, la fuerzas del servicio de contraterrorismo iraquí (CTS) se estaban moviendo hacia la vecindad de Al Jadida, en la parte oeste de Mosul, en la mañana del 17 de marzo, y fueron atacadas por francotiradores del grupo EI que estaban escondidos en el segundo piso de un gran edificio, que era en parte residencial.

Ni CTS ni las fuerzas de la coalición sabían cuántos civiles se encontraban en el edificio en ese momento, y decidieron llevar adelante el ataque.

La bomba de precisión -una GBU-38- estaba diseñada para causar daños mínimos al edificio, pero provocó la explosión del material que el grupo EI había colocado allí.

"Análisis posteriores demostraron la existencia de residuos que son comunes a explosivos utilizados por EI", explicó el Comando Central en un comunicado.

"Nuestras condolencias están con todos los que fueron afectados por este ataque", dijo el general de división Joe Martin. "La coalición toma todas las medidas a su alcance para proteger a los civiles. Y la mejor manera de hacerlo es derrotar al EI".

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP