Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El comisario Günther Oettinger habla durante la conferencia organizada por un grupo de expertos este lunes 8 de enero en Bruselas

(afp_tickers)

La Comisión Europea urgió este lunes a las capitales del bloque a una mayor contribución en el primer presupuesto comunitario sin Reino Unido, para satisfacer "nuevos retos" como la política de defensa, pero advirtió de "recortes impresionantes" en algunos programas.

"Tendrán que hacerse algunos sacrificios. Habrá recortes en algunos programas importantes y los recortes serán impresionantes", advirtió el comisario europeo de Presupuesto, el alemán Günther Oettinger, en una conferencia organizada por un grupo de expertos en Bruselas.

Reino Unido abandonará a sus 27 socios europeos a finales de marzo de 2019 y, con su marcha, también se perderán "de 12.000 a 13.000 millones de euros anuales" de este contribuidor neto al presupuesto europeo, recordó Oettinger.

Por ello, para llenar el "vacío" dejado por el Brexit, la Comisión estudia cómo financiar el próximo Marco Financiero Plurianual (MFP) para el período 2021-2027, una especie de presupuesto comunitario que fija las grandes prioridades políticas y el gasto máximo anual.

Además de los recortes, que no deberían afectar al programa de intercambio de estudiantes Erasmus+ ni al de investigación e innovación Horizonte 2020, los países europeos deberían aumentar su contribución anual del 1% de su PIB al "1,1%", según el comisario.

"Nuestra propuesta provisional es realizar ahorros de hasta el 50% en la perspectiva actual y sumar hasta el 50% de nuevos fondos", agregó este responsable de la Comisión Europea, que debe desvelar sus propuestas en mayo.

El actual MFP de siete años vence el 31 de diciembre de 2020 y, para el próximo periodo, la Unión Europea (UE) añadió nuevas políticas a financiar como la migratoria, la de defensa, la transición ecológica o el empleo, detalló el titular de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker.

Juncker se opuso, no obstante, a "recortes sangrientos" en las políticas de cohesión, que destinan fondos al desarrollo de las regiones menos ricas de la UE, así como a la Política Agraria Común (PAC). Ambos programas representan dos tercios del prespuesto anual del bloque.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes









swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP