Navigation

Cerca de 200 detenidos vinculados al golpe fallido en Turquía

Un vehículo traslada a un acusado de terrorismo por sus presuntos vínculos con el predicador Fethullah Gülen, a quien Turquía señala como el cerebro del intento de golpe de julio de 2016, el 18 de julio de 2018 en Aliaga afp_tickers
Este contenido fue publicado el 17 diciembre 2019 - 08:17
(AFP)

Las autoridades turcas detuvieron a 181 personas el martes dentro de las investigaciones contra partidarios del movimiento acusado de haber fomentado el golpe de Estado fallido en Turquía en julio de 2016, según la fiscalía de Ankara.

La oficina del fiscal había emitido órdenes de arresto contra 260 personas sospechosas de haber utilizado ByLock, una aplicación de mensajería encriptada que Ankara considera como el medio de comunicación privilegiado de los golpistas y que sirve de elemento de procesamiento en varios juicios ligados al golpe.

Se emitieron además otras 18 órdenes de arresto, incluidas diez contra médicos, dentro de una segunda investigación relacionada con el mismo asunto, según la fiscalía.

Entre los sospechosos, 171 fueron detenidos en Ankara y diez en otras provincias. A los demás, sobre los que pesan órdenes de arresto, se les sigue buscando.

Además, el principal partido de oposición en Turquía, el CHP, anunció que un alcalde de su formación en un distrito de la ciudad de Izmir (oeste), Burak Oguz, fue detenido por presuntos vínculos con el movimiento.

El predicador Fethullah Gülen, instalado en Estados Unidos desde hace unas dos décadas, dirige una red acusada por Ankara de haberse infiltrado en las instituciones turcas con el objetivo de derrocar al presidente Recep Tayyip Erdogan.

Gülen es según Turquía el cerebro de la intentona golpista de julio de 2016, lo que el interesado desmiente.

Desde el golpe fallido, las autoridades persiguen a sus partidarios dentro de las purgas iniciadas tras el levantamiento, de una magnitud sin precedentes en la historia moderna de Turquía.

Más de 50.000 personas fueron detenidas y más de 140.000 despedidas o suspendidas de sus funciones.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.