AFP internacional

Activistas opositores chocan con la policía durante una nueva jornada de protestas contra el gobierno venezolano, el 31 de mayo de 2017 en Caracas

(afp_tickers)

La inscripción de candidatos para la Asamblea Constituyente convocada por el presidente Nicolás Maduro comenzó este miércoles, pese al rechazo de la oposición que exigió nuevamente en las calles la salida del mandatario mediante elecciones generales.

El registro de aspirantes finalizará este jueves, pero la oposición oficializó que no participará en un proceso que considera "fraudulento" y una trampa de Maduro para evadir cualquier elección y atornillarse en el poder.

En cambio, unos 5.000 opositores intentaron marchar hasta la cancillería, siendo bloqueados por militares y policías, tras lo cual se desataron disturbios en el este de Caracas que dejaron varias decenas de heridos, según autoridades locales.

Las manifestaciones que iniciaron el 1 de abril arrojan 60 muertos y un millar de heridos, de acuerdo con la Fiscalía, y con unos 3.000 detenidos, según la ONG Foro Penal.

La oposición pretendía llegar al ministerio de Relaciones Exteriores en coincidencia con una reunión en Washington de cancilleres de la Organización de Estados Americanos (OEA), que debatió sobre la grave crisis del país petrolero y que debió suspenderse debido a la falta de consenso para hallar una solución a la crisis venezolana.

La canciller Delcy Rodríguez celebró la "derrota" que a su juicio sufrieron la oposición y el secretario general de la OEA, Luis Almagro, tras la suspensión de la reunión del organismo, del que Venezuela está en proceso de retiro.

"El único consenso es que no hay consenso. Se impuso la voz moral (...). Han sido derrotados", dijo Rodríguez desde Washington a la televisora estatal VTV.

- Devaluación -

En un intento por paliar la debacle económica, el gobierno devaluó la moneda 64,13% en la primera subasta de un nuevo mecanismo de oferta de divisas, en sequía por la caída de los precios del crudo, anunció este miércoles el Banco Central (BCV).

El tipo de cambio del llamado Dicom se ubicó en 2.010 bolívares por dólar, dijo Pedro Maldonado, presidente del Comité de Subastas de Divisas del BCV, frente a la tasa de 721 vigente antes del nuevo mecanismo.

Analistas como Jesús Casique señalaron que la oferta -24 millones de dólares- fue "irrisoria" y no detendrá el "dólar negro", que se cotiza a unos 6.000 bolívares por dólar.

La oposición estima que Maduro está recurriendo a todo para "oxigenarse", ante el acoso de las protestas, que la oposición promete escalar hasta lograr elecciones anticipadas y detener la Constituyente.

Calificado por los opositores como un "salvavidas" para un gobierno que tildan de "dictadura", el banco estadounidense Goldman Sachs compró recientemente bonos de la estatal petrolera PDVSA con un descuento de 69%. Pagó 865 millones de dólares, frente al costo original de 2.800 millones.

A raíz de la caída del ingreso petrolero, que aporta 96% de las divisas, Venezuela padece una escasez crónica de alimentos y medicinas, lo que ha hundido la popularidad de Maduro.

El Estado monopoliza las divisas desde 2003.

- Vía libre a Constituyente -

En medio de las protestas, Maduro convocó a la Constituyente, que, según él, podrá tomar decisiones "por encima de la ley" para resolver la crisis.

La oposición denuncia que la iniciativa es "fraudulenta" porque permitiría al chavismo ganar la mayoría aun sacando menos votos, por un polémico método de asignación de escaños.

Este miércoles, un fallo del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), acusado por la oposición de aliado del gobierno, validó la Constituyente sin consulta previa en referendo, lo que según la oposición la hace más "ilegítima".

Como se ha hecho rutinario, policías y militares de la Guardia Nacional lanzaron gases, chorros de agua y perdigones a los manifestantes para evitar su avance hacia el centro de la ciudad, bastión del chavismo y donde se concentran los poderes públicos.

Los opositores respondieron con piedras y bombas incendiarias, en disturbios que se prolongaron hasta la noche en el oeste de Caracas. Allí, en el barrio San Martín, hubo un "cacerolazo" contra el gobierno.

En enfrentamientos registrados más temprano en el este de la ciudad, varios reporteros, incluido el fotógrafo de la AFP Luis Robayo, denunciaron agresiones y robos por parte de la Guardia Nacional.

"Están atracando y robando, uniformados de la Guardia Nacional", aseveró el diputado opositor Tomás Guanipa. El gobierno ni la Fuerza Armada reaccionaron aún a esos señalamientos.

Mientras, en el centro seguidores de Maduro se manifestaron en respaldo a la Constituyente y lanzaron duras consignas contra la fiscal general, Luisa Ortega, de línea chavista, por su nueva postura crítica frente al gobierno. "¡Traidora!", corearon.

La oposición convocó a una nueva marcha el sábado, esta vez "contra el hambre".

AFP

 AFP internacional