El fabricante alemán de automóviles de lujo Daimler anunció este viernes que recortará al menos 10.000 empleos en todo el mundo, en un profundo plan de reestructuración y ahorro para encarar la transición hacia los vehículos eléctricos.

"El número total en todo el mundo será de cinco dígitos", dijo a la prensa el director de personal de Daimler, Wilfried Porth, en una teleconferencia, luego de que la empresa hablase a principios de semanas de "miles" de supresiones de puestos.

El fabricante de los Mercedes-Benz presentó ya a mediados de noviembre su plan para ahorrar unos 1.400 millones de euros en gastos de personal, frente a las "elevadas inversiones requeridas para la transición hacia la movilidad neutra en emisiones de CO2".

Si una parte de las supresiones se hará a partir del no reemplazo de quienes se jubilen y un programa de jubilaciones anticipadas, el grupo precisó que propondrá además retiros voluntarios.

Estas medidas incluyen el recorte ya anunciado de un 10% de las funciones de directivos, agregó el grupo, lo que corresponde a unos 1.100 puestos de trabajo según la prensa alemana.

Daimler cuenta actualmente con unos 304.000 empleados en todo el mundo.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes