Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Minuto de silencio el 18 de agosto de 2017 en la Plaza de Catalunya de Barcelona en memoria de las víctimas del atentado en las Ramblas

(afp_tickers)

Dos ciudadanos italianos, de 25 y 35 años, figuran entre las víctimas del atentado del jueves en Barcelona que dejó 13 muertos y decenas de heridos, anunció este viernes el gobierno italiano.

"Italia recuerda a Bruno Gulotta y a Luca Russo y se solidariza con sus familias. La libertad vencerá ante la barbarie terrorista", escribió en un tuit el jefe de gobierno, Paolo Gentiloni.

"Desgraciadamente tenemos la confirmación de dos víctimas italianas, además de tres heridos ya anunciados", declaró a la prensa el jefe de la unidad de crisis del ministerio, Stefano Verrecchia.

La muerte de Gulotta, de 35 años, jefe de ventas y marketing de la empresa informática Tom's Harware, fue anunciada por la empresa.

"Nuestro compañero y amigo Bruno Gulotta fue arrollado y asesinado por un terrorista infame en el corazón de Barcelona", informó el viernes la empresa en su portal de internet.

Bruno Gulotta, de 35 años, que vivía en Legnano, cerca de Milán, había publicado en Facebook fotos de sus vacaciones en familia: Cannes, las Ramblas...

Su pareja, Martina, contó a sus compañeros cómo Bruno fue golpeado de lleno cuando llevaba de la mano a su hijo Alexandre, de 5 años.

Ella llevaba a su hija Aria, de 1 año, en una mochila portabebés pero logró tirar del niño para salvarlo, precisan los medios italianos.

"Bruno era una referencia para todos lo que lo han conocido (...)", añade la empresa que señala "su amabilidad y profesionalidad".

"Bruno era una referencia para todos lo que lo han conocido (...)", añade la empresa, que señala "su amabilidad y profesionalidad".

Capaz de resolver todos los problemas informáticos, de una gran generosidad, Bruno era "un maestro de vida", informan sus compañeros, concluyendo: "Descansa en paz Bruno, nos acordaremos siempre de ti".

La otra víctima, Luca Russo, de 25 años, residente en las Dolomitas, se había graduado de ingeniero el año pasado en Padua y había comenzado a trabajar en una empresa de refrigeración.

Estaba pasando unas vacaciones con su novia en Barcelona. Su hermana Chiara acababa de publicar varias fotos y vídeos en Facebook en las que se le veía alegre y repleto de vida.

Junto a ellas, se puede ver también una foto dramática, de un hombre con pantalones cortos, tirado en el suelo y ensangrentado con una persona arrodillada que trata de socorrerlo.

"Ayúdenme a traerlo a casa, se lo ruego", escribió la hermana.

Las víctimas del atentado perpetrado con una furgoneta el jueves en el corazón de Barcelona y reivindicado por el grupo yihadista Estado Islámico (EI), que causó 13 muertos y más de 100 heridos, son de al menos 24 nacionalidades diferentes.

En un segundo atentado, perpetrados horas más tarde en Cambrils, a 120 kilómetros al sur de Barclona, murió una mujer, por lo cual el balance provisional de los ataques es de 14 muertos.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP