Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El grupo ultraderechista "Generación Identitaria" fletó el barco, de 40 metros de eslora, en Yibuti tras recaudar 200.000 dólares

(afp_tickers)

El "C-Star", un barco fletado por militantes europeos de extrema derecha para luchar contra el tráfico de migrantes en las costas de Libia, permanecía bloqueado este lunes frente al litoral de Túnez, donde un poderoso sindicato llamó a impedir su abastecimiento en el país.

"A todos los agentes y empleados de los puertos tunecinos: no dejen que el barco del racismo 'C-Star' manche los puertos de Túnez. Expulsadlo como lo hicieron vuestros hermanos en Zarzis y Sfax" (dos ciudades costeras del país)", escribió en la red social Facebook el sindicato UGTT, que fue premio Nobel de la Paz en 2015 junto con otras tres organizaciones.

Los militantes alemanes, franceses e italianos a bordo del barco no pudieron ser contactados este lunes. Según sitios web de vigilancia del tráfico marítimo, su embarcación estaba detenida en el límite de las aguas tunecinas, al sureste de Sfax.

El domingo, varios pescadores se movilizaron en el puerto de Zarzis, más al sur, para evitar que el "C-Star" atracara allí.

El grupo ultraderechista "Generación Identitaria" fletó el barco, de 40 metros de eslora, en Yibuti tras recaudar 200.000 dólares (170.000 euros) en internet desde mediados de mayo. Desde el inicio de su misión, "Defendamos a Europa", ha tenido un viaje accidentado.

Las autoridades egipcias retuvieron el barco durante una semana en el canal de Suez para registrarlo en busca de armas. Y, tras su llegada al puerto chipriota de Famagusta el mes pasado, varios miembros de su tripulación abandonaron la embarcación y pidieron asilo en Europa, exactamente el tipo de situaciones que esta iniciativa pretende evitar.

A continuación, después de que se le disuadiera de atracar en puertos de Grecia o Sicilia, el "C-Star" navegó desde Chipre hasta las aguas libias, donde el sábado persiguió a al menos dos barcos de ONG que recorrían esa zona, en la que más de 14.000 migrantes murieron o desaparecieron desde 2014.

"Emprendemos nuestras operaciones frente a las costas libias, les pedimos que abandonen la zona de rescate", declararon los ultraderechistas a las tripulaciones del "Aquarius" (un barco de las ONG SOS Mediterráneo y Médicos Sin Fronteras) y del "Golfo Azzuro" (de la organización Proactiva Open Armas", según grabaciones de esas conversaciones.

"Actúan como un factor incitativo para los traficantes de seres humanos, haciéndoles ganar millones. Vamos a vigilarles. El tiempo en el que nadie vigilaba lo que ustedes hacían ha terminado", dijeron.

Los militantes de "Generación Identitaria" quieren que los migrantes rescatados frente a Libia sean devueltos a África.

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

AFP