Navigation

El ex guerrillero congoleño Ntaganda apelará su condena de 30 años

El exguerrillero congoleño Bosco Ntaganda, apodado "Terminator", espera su sentencia el 7 de noviembre de 2019 en la Corte Penal Internacional (CPI) de La Haya afp_tickers
Este contenido fue publicado el 08 noviembre 2019 - 13:30
(AFP)

El ex guerrillero congoleño Bosco Ntaganda va a apelar la condena de 30 años de prsisión en su contra pronunciada la víspera por la Corte Penal Internacional (CPI), declaró este viernes su abogado, diciendo que su cliente estaba "en paz con él mismo".

Apodado "Terminator" por sus crímenes cometidos en la República Democrática del Congo (RDC) en torno al año 2000, Ntaganda recibió el jueves la pena más importante emitida por el tribunal de La Haya, tras haber sido declarado culpable en julio de crímenes de guerra y de lesa humanidad.

"La defensa de Bosco Ntaganda apelará, conforme prevé la ley", declaró su abogado Stéphane Bourgon, haciendo referencia a "errores importantes de derecho y de hecho".

"Bosco Ntaganda está bien y se mantiene fuerte. Está en paz consigo mismo", dijo el letrado.

Ntaganda, de 46 años, ya apeló su condena en julio, cuando la CPI lo declaró culpable de 18 cargos, entre ellos crímenes sexuales, matanzas, reclutamiento de niños soldados o desplazamientos forzados perpetrados.

Los jueces habían subrayado el papel decisivo de Ntaganda en los crímenes cometidos por sus tropas en 2002 y 2003 en Ituri, en el noreste de la RDC.

Los fiscales describieron gracias a testimonios los abusos ordenados o perpetrados por Ntaganda en aldeas congoleñas: ejecuciones de civiles con machetes, mujeres embarazadas destripadas, sacerdotes asesinados o bebés muertos a golpes.

Ntaganda, exgeneral del ejército congoleño, se definió como un "revolucionario" y no como un criminal y rechazó su apodo de "Terminator".

"Él cree firmemente que la manera en que es descrito no refleja la realidad", insistió este viernes su abogado.

Ntaganda es la cuarta persona condenada por la CPI desde su creación en 2002 para juzgar las atrocidades cometidas en el mundo.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.