Navigation

El húngaro Orban pretende unir a los partidos de derecha en Europa

Viktor Orban habla durante una reunión del Grupo de Visegrado (Polonia, Hungría, República Checa y Eslovaquia), el 17 de febrero de 2021 en la ciudad polaca de Cracovia afp_tickers
Este contenido fue publicado el 05 marzo 2021 - 16:07
(AFP)

El húngaro Viktor Orban quiere refundar la derecha europea en torno a sus valores con "los polacos" y el tribuno soberanista italiano Matteo Salvini, dos días después de su sonada salida del gran grupo de Angela Merkel en el Parlamento Europeo.

Preguntado por su elección de interlocutores, citó a "los polacos" en referencia al partido nacionalista ultracatólico Ley y Justicia (PiS) y al líder de la Liga de extrema derecha, Matteo Salvini, que se sientan en dos grupos diferentes en Estrasburgo.

En una carta publicada en internet el jueves, el líder húngaro dijo que "ahora tenemos que construir sin el PPE una oferta para los ciudadanos europeos que no quieren inmigrantes ni multiculturalismo, que no han caído en la locura LGBTQ (Lesbianas, Gais, Bisexuales y Transgéneros), que defienden las tradiciones cristianas de Europa".

El partido Fidesz de Viktor Orban, por temor a quedar marginado, decidió el miércoles abandonar el grupo del Partido Popular Europeo (PPE) en el Parlamento Europeo, tras años de pulso.

Según el politólogo Richard Nagy Szentpeteri, "Viktor Orban quiere claramente dirigirse a los de la derecha del PPE para organizar un nuevo grupo". Pero "no quiero especular sobre quién se unirá a él", dijo a la AFP.

El PPE, que reúne a los principales partidos de centroderecha de Europa, representa a la mayor familia política del Parlamento Europeo, la de Ursula von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea, y la de la canciller alemana, Angela Merkel.

Algunos miembros del grupo llevan mucho tiempo haciendo campaña por la exclusión de Fidesz ante la virulenta postura antiBruselas de su líder y las medidas que se consideran contrarias a los derechos fundamentales.

Fue una reforma de los estatutos, aprobada el miércoles por amplia mayoría (148 votos a favor, 28 en contra y 4 abstenciones), la que finalmente empujó al partido húngaro hacia la salida.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.