Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El director de la CIA, John Brennan, el 13 de marzo de 2015 en Nueva York

(afp_tickers)

El director de la CIA, John Brennan, dijo este martes que está "escandalizado" y "preocupado" por el pirateo informático de su cuenta de correo electrónico personal, de la que algunos contenidos fueron difundidos en internet por WikiLeaks.

Aseguró de todas formas que en ningún momento violó sus obligaciones en materia de seguridad. "Me sentí escandalizado", dijo el jefe de inteligencia estadounidense en una conferencia sobre seguridad nacional en Washington. "Ciertamente estoy preocupado por lo que la gente podría intentar hacer con esa información", añadió criticando la forma en la que el tema fue abordado por algunos medios de comunicación.

WikiLeaks comenzó a divulgar documentos de la cuenta privada de Brennan en AOL la semana pasada, pocos días después de que un pirata informático adolescente indicó que había logrado acceder a la cuenta.

Los documentos divulgados hasta ahora incluyen recomendaciones políticas sobre la guerra en Afganistán y Pakistán presentadas a un Comité de Inteligencia del Senado y contactos de Brennan.

Se hace referencia entre otros, a una serie de direcciones de correo electrónico y cuentas de mensajería instantánea supuestamente extraídas de la cuenta de AOL de Brennan y convertidas en archivos de texto. Parecen ser direcciones de académicos de política, del sector privado de defensa y contratistas de inteligencia, además de amigos, familiares y al menos un destacado periodista.

Aunque el episodio es vergonzoso, la filtración de los documentos no expuso secretos de seguridad nacional y Brennan parece haber dejado de usar la cuenta en 2008, cuando volvió a unirse al gobierno tras un periodo en la actividad privada.

Apenas unas pocas son direcciones de correo electrónico del gobierno, incluidos los de funcionarios de la Oficina del Secretario de Defensa, el Departamento de Seguridad Interior y la Fuerza Aérea de Estados Unidos.

Brennan acusó este martes a los medios por su "sed de intentar presentar algo de forma más atractiva o inflarlo más de lo que es". "El ángulo de los informes era que yo estaba haciendo algo mal o inapropiado o violando mi responsabilidad en materia de seguridad, lo que ciertamente no fue el caso", indicó.

"Darle espacio a una actividad criminal y propagar información creo que fue inapropiado", añadió. Los funcionarios del gobierno "también tienen familia y amigos, cuentas para pagar, cosas que hacer en nuestra vida diaria".

Al mismo tiempo, el director de la CIA indicó que reconoce que el tipo de pirateo del que fue objeto es reflejo de una de las realidades indeseadas de la era de internet.

"Creo que refleja en muchos aspectos con qué tenemos que lidiar en este mundo cada vez más moderno e interconectado. Es una realidad del siglo XXI", dijo Brennan. "Por eso estoy hablando sobre las estructuras legales que necesitamos, las capacidades de investigación que necesitamos", añadió.

Porque si el gobierno no puede promover la seguridad y el bienestar de sus ciudadanos en un ambiente cada vez más cibernético "no está cumpliendo con su responsabilidad primera con la gente".

AFP