Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Manifestantes reunidos durante una protesta contra la prohibición de entrada de inmigración musulmana en el Aeropuerto Internacional John F. Kennedy, el 28 de enero de 2017, en la ciudad de Nueva York.

(afp_tickers)

Los fiscales generales de 16 estados de Estados Unidos tacharon el domingo de "inconstitucional" y prometieron combatir el decreto del presidente Donald Trump que suspende el ingreso de refugiados y ciudadanos de siete países musulmanes.

Dos días después de la promulgación del decreto del nuevo presidente republicano, los fiscales generales, todos demócratas cuyos estados suman casi la tercera parte de la población estadounidense, emitieron un comunicado conjunto en rechazo a las medidas.

"Como jerarcas judiciales de 130 millones de estadounidenses y residentes extranjeros de nuestros estados, condenamos la orden ejecutiva del presidente Trump por inconstitucional, anti-estadounidense e ilegal", señala el texto.

Asimismo, prometen "trabajar juntos para asegurar que el gobierno federal obedezca la Constitución, respete nuestra historia como nación de inmigrantes y no apunte ilegalmente contra personas por su origen o fe".

Al puntualizar que varias cortes federales ya habían bloqueado en parte el decreto de Trump, los fiscales generales dijeron que recurrirán "a todas las herramientas" a su alcance "para luchar contra esta orden inconstitucional y preservar la seguridad nacional y los valores fundamentales de nuestra nación".

También pronosticaron que, en última instancia, los tribunales derribarán el decreto.

"Mientras tanto, estamos comprometidos para trabajar para asegurar que la menor cantidad de personas posible sufra debido a esta caótica situación", agrega el texto, firmado por los fiscales generales de Illinois, California, Connecticut, Distrito de Columbia (la capital, Washington DC), Hawái, Iowa, Maine, Maryland, Massachusetts, Nuevo Mexico, Nueva York, Oregon, Pennsylvania, Vermont, Virginia y Washington.

AFP