Navigation

La independentista catalana Ponsatí alegará "inmunidad" como eurodiputada para evitar la extradición

Clara Ponsatí sonríe al salir de un juzgado escocés que la liberó bajo fianza, el 14 de noviembre de 2019 en Edimburgo afp_tickers
Este contenido fue publicado el 22 enero 2020 - 14:01
(AFP)

En un intento de evitar su extradición desde Escocia, la independentista catalana Clara Ponsatí, reclamada por la justicia española por "sedición", alegará la "inmunidad legal" que le concederá convertirse en eurodiputada tras el Brexit, afirmó el miércoles su abogado en Edimburgo.

Exconsejera de Educación del gobierno catalán de Carles Puigdemont, Ponsatí, de 62 años y profesora de Economía en la universidad escocesa de St Andrews, está requerida por su participación en octubre de 2017 en la organización de un referéndum de autodeterminación prohibido por la justicia española.

Ponsatí, en libertad bajo finanza desde diciembre, afirma que la causa tiene "motivaciones políticas" y ha estado recaudando dinero para oponerse ante un tribunal de Edimburgo a la orden de extradición emitida por España.

El jueves tiene una "vista preliminar" en la que se fijará la fecha para la audiencia de extradición, explicó a la AFP su abogado, Aamer Anwar.

En esa vista "también presentaremos las bases" de la defensa que "incluirán la cuestión de la inmunidad legal de la profesora Ponsatí, que esperamos que se convierta en eurodiputada el 1 de febrero", agregó.

El Reino Unido saldrá de la Unión Europea a finales de este mes y sus 73 eurodiputados se repartirán entre una decena de países, incluida España, que ganará cinco escaños.

En previsión del Brexit, en las elecciones europeas de mayo se incluyeron los nombres de quienes deberían ocupar esos nuevos puestos. Y Ponsatí es uno de ellos.

"Si Clara se convierte en miembro del Parlamento Europeo, tiene derecho a la inmunidad legal, lo que significa que tiene derecho a tomar posesión de su escaño en Estrasburgo junto a Toni Comín y el presidente Puigdemont", aseguró Anwar.

Residentes en Bélgica desde la fallida declaración de independencia en 2017, Comín y Puigdemont, también reclamados por España para ser juzgados, se convirtieron en eurodiputados hace diez días tras una decisión de la justicia europea contra el gobierno español.

La Eurocámara estudia sin embargo, a raíz de una petición española, si les quita la inmunidad parlamentaria, tras decidir que un tercer independentista, el exvicepresidente catalán Oriol Junqueras, no podía convertirse en eurodiputado por estar condenado a 13 años de prisión e inhabilitado por "sedición".

También para Ponsatí "la situación es compleja" porque tras el Brexit el 31 de enero "todavía podría ser extraditada a España" si permanece en Escocia, reconoce su abogado en la víspera de la vista.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.