La Unión Europea (UE) aumentó este lunes la presión sobre Turquía, al aprobar un régimen de sanciones por las perforaciones gasísticas no autorizadas frente a las costas de Chipre, país del bloque.

"Este marco permitirá sancionar a aquellas personas o entidades responsables de actividades de perforación para la exploración de hidrocarburos no autorizadas en el Mediterráneo oriental", anunció el Consejo de la UE.

Las medidas, que también afectarán a las personas "implicadas" en estas perforaciones, consistirán en la congelación de sus activos en el bloque y en la prohibición de acordar visados a los sancionados.

Chipre se encuentra dividida tras la invasión en 1974 de su parte septentrional por Turquía, como reacción al golpe de Estado de greco-chipriotas que deseaban unificar la isla con Grecia, algo que preocupaba a la minoría turco-chipriota.

La UE llamó reiteradamente en vano a Turquía a detener las actividades de perforación en las aguas territoriales que Chipre reclama. Por el momento, los europeos no aplicaron a nadie el régimen de sanciones adoptado este lunes.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes