AFP internacional

La primera ministra de Escocia, Nicola Sturgeon, se dirige a varios periodistas frente al Big Ben, en Londres, el 12 de junio de 2017

(afp_tickers)

Cuatro mujeres, dos ganadoras y dos perdedoras, fueron las protagonistas de las elecciones legislativas del 8 de junio en el Reino Unido.

-- Las perdedoras:

- Theresa May, primera ministra británica

Tenía que ser la nueva 'Dama de Hierro' después de Margaret Thatcher, que gobernó entre 1979 y 1990. Pero resultó ser mucho más vulnerable y su puesto está en peligro tras estas elecciones anticipadas, en las que el Partido Conservador perdió la mayoría absoluta.

May, partidaria del llamado Brexit "duro", que implica salir del mercado único y reducir la inmigración procedente de la UE, basó su campaña en su personalidad "estable y sólida", pero finalmente dio una imagen fría y de rigidez.

May, de 60 años, hija de un reverendo, creó una asociación para promover a las mujeres en política y presume de haber suscitado vocaciones, aunque es muy discreta sobre su propia experiencia, la de una de las políticas más poderosas del mundo.

- Nicola Sturgeon, primera ministra escocesa

Fue la primera líder de los independentistas escoceses y del Gobierno regional. Pero su derrota en las legislativas, en las que su Partido Nacional Escocés (SNP) perdió 20 diputados, complican su objetivo de convocar un segundo referéndum de independencia.

Sturgeon, de 46 años, con formación jurídica y procedente de una familia obrera, se opone al Brexit, como el 62% de los escoceses. Su campaña apostó por este rechazo para fomentar un segundo referéndum, tras el "no" de 2014 en la primera consulta, después de que llegase al poder.

Denuncia con frecuencia el sexismo en política y lamenta que su aspecto suscite siempre comentarios.

"Cada vez que una política se pone frente a una cámara, tiene que pensar en mil cosas, de manera consciente o inconsciente, que un hombre no tiene que pensar", dijo en una entrevista concedida a The Gentlewoman.

Muchos periodistas "sólo se interesaron en nuestros zapatos", lamentó a raíz de su primera reunión con Theresa May.

Las ganadoras:

- Ruth Davidson, líder de los conservadores en Escocia

Con sus 12 diputados salvó a Theresa May al tiempo que frena los proyectos de independencia de Nicola Sturgeon.

Su personalidad jovial y carismática, su humor y su homosexualidad reivindicada le han dado aires nuevos y han seducido a los escoceses, poco favorables a otro referéndum.

Esta experiodista de 38 años, aficionada al 'kick-boxing', está a punto de casarse con la irlandesa Jen Wilson.

Ruth Davidson es una unionista convencida y favorable a un Brexit "abierto" frente al Brexit "duro" de Theresa May.

"Cuando era pequeña, las dos personas más importantes del país eran la reina y Margaret Thatcher. Crecí con la idea de que, para una mujer, todo es posible", dijo a la AFP.

- Arlene Foster, primera ministra de Irlanda del Norte

En enero de 2016, fue la primera mujer elegida jefa del Gobierno de Irlanda del Norte. Ahora tiene mucho poder en sus manos gracias a los diez diputados que apoyan a los conservadores y permiten a May tener mayoría absoluta en Westminster.

Foster está de acuerdo con la mayoría de las posiciones de los conservadores y es favorable al Brexit, aunque pide una frontera "suave" entre las dos Irlandas.

A los 16 años, durante los enfrentamientos entre partidarios y adversarios de la unión con el Reino Unido, su padre sufrió un intento de asesinato y el autobús de su escuela estalló por un atentado de los nacionalistas del Ejercito Republicano Irlandés (IRA).

"Ser una mujer no es necesariamente más difícil para ejercer de primera ministra de Irlanda del Norte, pero tenemos que confiar en que podemos hacerlo, es la diferencia", dijo a la AFP.

AFP

 AFP internacional