Unos 32.400 salmones se fugaron de una jaula de un enorme centro de cultivo de peces para exportación ubicado en la región de Los Lagos, en el sur de Chile, informó este martes el Servicio Nacional de Pesca (Sernapesca).

El hecho ocurrió el lunes, cuando los operarios de la salmonera chilena Salmones Aysén se percataron de una fisura de dos metros a una profundidad de 10 en una de las jaulas del centro de cultivos Huito. De allí escaparon un total de 32.485 peces, de los cuales la empresa aún no ha podido recuperar ninguno, indicó un comunicado de Sernapesca.

El centro de cultivo tiene unos 696.000 salmones 'coho', de 3,1 kilos de peso promedio.

En el sur de Chile, que con más de 631.000 toneladas anuales es el segundo productor mundial detrás de Noruega, se han instalado varios centros de cultivo con inversión local o extranjera donde un gran número de los salmones son inyectados con antibióticos para evitar enfermedades.

Algunas de estas empresas han sido sancionadas por la autoridad local debido a irregularidades en el uso de antibióticos o por fuga de salmones que constituyen una especie invasora y depredadora, con la capacidad de alterar de manera directa o indirecta y de forma permanente la diversidad en el sur chileno.

El centro de Salmones Aysén fue certificado por Sernapesca como centro libre de uso de antimicrobianos y antiparasitarios durante el periodo de engorda.

La industria salmonera chilena usa 1.400 veces más antibióticos por tonelada que Noruega, de acuerdo a la organización ambientalista Oceana.

Etiquetas

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes