Más de 500 personas han sido detenidas en las últimas horas en Indonesia tras protestas de manifestantes que se oponen a controvertidas reformas legales, como penalizar las relaciones sexuales fuera del matrimonio o entre personas del mismo sexo, informaron este martes las autoridades.

Las detenciones se produjeron al cabo de una noche de enfrentamientos callejeros entre fuerzas antidisturbios y manifestantes, muchos de ellos estudiantes, que les lanzaron piedras.

Desde el 23 de septiembre, cuando se iniciaron las protestas, dos estudiantes han muerto y centenares resultaron heridos en este archipiélago del sudeste asiático.

Los manifestantes critican una reforma que puede debilitar a la agencia de la lucha contra la corrupción, o una revisión del código penal que incluye penas para las relaciones sexuales fuera del matrimonio o entre homosexuales, además de incluir una polémica ley sobre la blasfemia, que preocupa a las minorías en este país de mayoría musulmana.

"Hasta ahora hemos detenido a 519 alborotadores desde ayer", dijo este martes a la AFP el portavoz policial Argo Yuwono.

El presidente indonesio Joko Widodo ha intentado apaciguar a los manifestantes haciendo algunas concesiones, mientras se dispone a ser investido este mes para un segundo mandato.

Etiquetas

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes