AFP internacional

Manifestantes salen a las calles de París el 15 de abril de 2017 en apoyo a la movilización en la Guayana francesa

(afp_tickers)

El colectivo Pou La Gwiyann dékolé (Para que la Guayana despegue) decidió el lunes proseguir la movilización de protesta que desde hace un mes demanda al gobierno francés más inversiones en la región, endureciendo la protesta hasta que el ejecutivo responda.

Este territorio ubicado en Sudamérica vive una ola inédita de protestas para pedir que el Estado invierta de forma inmediata en el desarrollo de este departamento francés, aquejado de elevadas tasas de desempleo y mucha inseguridad.

Los activistas piden una especie de "Plan Marshall" local, y enviaron al gobierno el domingo un protocolo de siete páginas para suspender sus movilizaciones.

"Para que haya una firma rápida, nos vemos en la obligación de endurecer la protesta. Las barricadas van a ser levantadas a partir de esta noche a las 22H00" (01H00 GMT), declaró Valérie Vanoukia, representante de las pequeñas empresas de Guayana, tras una asamblea general.

El protocolo acepta el plan de urgencia de 1.000 millones de euros propuesto por el gobierno y propone abrir una vía de diálogo sobre los 2.000 millones de euros adicionales que reclamaba el movimiento.

En Guayana, según el Instituto Nacional de Estadísticas francés (Insee) el desempleo llega al 22%.

Para el segmento entre 18 y 25 años la tasa incluso sube al doble y los ingresos de sus habitantes son la mitad que en Francia metropolitana.

AFP

 AFP internacional