Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Michel Barnier, miembro de la Comisión Europea encargado de las negociaciones del Brexit con Gran Bretaña, escucha durante una sesión para informar a los comisarios europeos sobre los preparativos para las conversaciones de retirada británica de la UE, el 22 de marzo de 2017, en Bruselas.

(afp_tickers)

Reino Unido debe "saldar las cuentas" con la Unión Europea antes de partir, advirtió este miércoles el futuro negociador europeo Michel Barnier, quien definió sus prioridades durante las negociaciones del Brexit: factura, derechos de los ciudadanos y frontera con Irlanda.

"Cuando un país abandona la Unión no hay castigos, no hay un precio a pagar por marcharse. Pero debemos saldar las cuentas, ni más ni menos", dijo Barnier en un discurso ante el Comité Europeo de las Regiones en Bruselas.

Sus declaraciones llegan una semana antes que Londres comunique oficialmente su decisión de abandonar el bloque dando paso a dos años de negociaciones de divorcio en las que la factura a pagar por Reino Unido será uno de los principales puntos de discusión.

Aunque no se han publicado cifras oficiales, Bruselas podría reclamar a los británicos entre 55.000 y 60.000 millones de euros (64.000 millones de dólares) correspondientes a los compromisos ya asumidos por Londres, según un alto responsable europeo.

Responsables británicos calculan en cambio que la cifra real rondaría los 20.000 millones de euros.

"No pediremos a los británicos pagar ni un sólo euro por algo que no acordaron como miembro" del bloque, indicó el futuro negociador europeo, subrayando a su vez que la UE cumplirá con sus compromisos con Reino Unido. "Esta es la forma de actual mutuamente responsable", agregó.

El monto de los programas en curso de financiación actualmente entre los 28, como el Fondo Social Europeo, el Fondo Europeo de Desarrollo Regional y llamado "plan Juncker" por el apellido del presidente de la Comisión Europea, se eleva a unos 600.000 millones de euros en total, detalló.

- 'Citizens first!' -

Entre otras de las cuestiones prioritarias para Bruselas en las negociaciones figuran los derechos de sus ciudadanos en Reino Unido y viceversa tras el Brexit, así como el futuro estatuto de la frontera entre Irlanda y la británica Irlanda del Norte.

"Citizens first!" (¡Los ciudadanos primero!), exclamó el político francés, quien destacó la incertidumbre creada con el Brexit en los jubilados británicos en España que disfrutan del mismo acceso a la sanidad que los españoles o en el personal médico rumano que trabaja por mejorar la salud de los británicos.

Respecto a las futuras fronteras de la UE, Barnier las definió de manera clara: "Gibraltar saldrá de la Unión al mismo tiempo que Reino Unido". Respecto a la frontera entre Irlanda y la británica Irlanda del Norte, aseguró en cambio que trabajarán por preservar los acuerdos de paz de Viernes Santo.

El político francés, quien encabezará las negociaciones como negociador de la Comisión Europea, abogó también por una "salida ordenada" de Reino Unido, con quien primero quiere alcanzar un acuerdo de divorcio antes de discutir sobre las futuras relaciones con la UE.

Además, descartó cualquier escenario de no acuerdo, en respuesta a la primera ministra británica, Theresa May, quien recientemente aseguró preferir esta opción a "un mal acuerdo".

"Queremos un acuerdo, queremos lograrlo (...) no contra los británicos, sino con ellos", dijo el negociador, para quien en el "centro" de la futura relación "estará el acuerdo de libre comercio", que negociarán "llegado el momento".

Para conseguirlo, Barnier urge a los 27 a mantener la unidad y advierte a Reino Unido que no le conviene dividir al resto del bloque, ya que "la unidad es la primera condición para alcanzar un acuerdo en las negociaciones".

Ambos lados se preparan ya para las negociaciones de hasta dos años, que podrían desembocar en 2019 con Reino Unido convertido en el primer país en abandonar el bloque en seis décadas de proyecto europeo.

Londres dará el pistoletazo de salida el 29 de marzo con la notificación oficial de su decisión de partir, al que responderán los mandatarios europeos con su primera cumbre a 27 un mes después, el 29 de abril, para definir las grandes líneas de negociación.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP