Navigation

Presidente de Líbano reitera llamado al diálogo para acabar con las protestas

Foto distribuida por la agencia Dalati and Nohra que muestra al presidente libanés Michel Aoun durante una alocución televisiva el 21 de noviembre de 2019 en Beirut afp_tickers
Este contenido fue publicado el 21 noviembre 2019 - 19:49
(AFP)

El presidente libanés Michel Aoun reitiró la noche de este jueves su llamado a un "diálogo" con los manifestantes, sin, no obstante, hacer propuestas concretas, en el 36 día de un movimiento de protesta contra una clase política considerada corrupta e incompetente.

En un discurso telivisado, en la víspera del 76 aniversario de la independencia, el presidente señaló que "un diálogo" es la "única vía pertinente para resolver la crisis".

El movimiento de protesta, que estalló el 17 de octubre tras el anuncio de nuevos impuestos, llevó a la dimisión del primer ministro Saad Hariri, pero las negociaciones para la formación de un nuevo gabinete se alargan, para disgusto de los manifestantes.

Según la Constitución, el jefe de Estado debe iniciar las consultas parlamentarias para nombrar a un nuevo primer ministro, pero todavía no se inician.

"Un nuevo gobierno (...) debía ser constituido, y haber comenzado su trabajo", admitió Aoun, que sin embargo atribuyó el retraso a las "contradicciones que rigen la política libanesa".

Aoun, de 84 años, aseguró además que se debe "llegar a un gobierno que responda, en la medida de lo posible, a las ambiciones y aspiraciones" de la calle, que sea "eficaz".

El presidente reconoció que el movimiento de protesta había permitido "romper algunos de los antiguos tabúes, derribar en cierta medida las zonas (políticamente) protegidas y empujar al poder judicial a actuar".

Sin embargo, advirtió que "si los medios de comunicación, la calle y el debate político se convierten en fiscales, el fiscal general, el juez y el carcelero, eso se convierte en lo más perjudicial para la lucha contra la corrupción".

Las reacciones en la calle al discurso de Aoun no se hicieron esperar. En varias partes del país, los manifestantes bloquearon las carreteras, en particular en la Bekaa (este) y en Trípoli (norte).

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.