Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto (C), en rueda de prensa el 8 de enero de 2016 en el Palacio Nacional de Ciudad de México

(afp_tickers)

El capo mexicano Joaquín "El Chapo" Guzmán fue recapturado este viernes en un operativo de la Marina Armada en Los Mochis, en el estado de Sinaloa (noroeste), seis meses después de una fuga de una prisión de máxima seguridad que había humillado el presidente Enrique Peña Nieto.

"Misión cumplida: lo tenemos. Quiero informar a los mexicanos que Joaquín Guzmán Loera ha sido detenido", escribió Peña Nieto en su cuenta de la red social Twitter.

La cacería del capo, el más buscado del mundo, culminó en la ciudad de Los Mochis luego de meses de intensos operativos militares en los territorios de Guzmán.

El mandatario se congratuló de la captura, en un mensaje dirigido a la prensa en el Palacio Nacional: es resultado del trabajo "que durante días y noches" de parte de militares y otras autoridades que lograron recapturar a "este criminal y presentarlo ante la justicia."

Hubo "un intenso y cuidadoso trabajo de inteligencia e investigación criminal que permitió identificar, detener y desarticular la red de influencia y protección de este delincuente", agregó Peña Nieto.

- Pocos detalles -

Una fuente del gobierno federal aseguró a la AFP que el narcotraficante fue recapturado en un operativo realizado por militares de la Marina Armada en Los Mochis, cerca de la zona costera de Sinaloa, estado natal de Guzmán.

"Sólo intervino la Marina", dijo la fuente, que pidió no ser identificada.

El gobernador de Sinaloa, Mario López Valdez, detalló a la emisora Radio Fórmula que Guzmán "fue recapturado en un hotel fuera de Los Mochis".

Ni Peña Nieto ni ninguna otra autoridad federal dio de manera oficial mayores detalles sobre la recaptura, que representa un espaldarazo para el gobierno que había sufrido una fuerte humillación con la espectacular fuga de "El Chapo" del 11 de julio pasado.

Desde entonces, Marinos mexicanos han efectuado amplios operativos en los estados del noroeste de Sinaloa y Durango desde su escape.

La DEA (oficina estadounidense antinarcóticos), que jugó un papel central en la segunda captura del capo en 2014 con trabajo de inteligencia, felicitó a las autoridades mexicanas.

La "DEA está extremadamente complacida por la captura de 'El Chapo' Guzmán. Felicitamos al Gobierno MX (mexicano) y saludamos la valentía requerida para su captura", indicó el organismo estadounidense en un breve comunicado.

Ahora la gran pregunta es si Guzmán será extraditado a Estados Unidos. Antes de la fuga, el gobierno de Peña Nieto se había negado a enviarlo al país vecino.

Pero ahora las autoridades mexicanas cuentan con una orden de aprehensión con fines de extradición.

- Enfrentamiento en Sinaloa -

Al mediodía, poco antes de que Peña Nieto anunciara la captura, la Marina Armada informó que durante la madrugada se había registrado un tiroteo en una zona residencial de Los Mochis con saldo de cinco pistoleros muertos.

En el tiroteo seis personas fueron detenidas y un militar resultó herido. Según la Armada, en el sitio donde tuvo lugar el enfrentamiento se encontraba Orso Iván Gastelum, un presunto jefe regional de una organización delictiva, pero consiguió escapar de los militares.

En el operativo se decomisaron cuatro vehículos, dos de ellos blindados, y varias armas, entre ellas un lanzacohetes con dos cargas.

En octubre, militares realizaron un operativo en la sierra de Durango y Sinaloa para capturar a Guzmán, quien logró escapar en esa oportunidad, aunque quedó malherido en una pierna y en el rostro, según fuentes federales.

En la operación resultaron baleadas casas y automóviles de pobladores, que denunciaron a la AFP que tuvieron que refugiarse durante varios días en una ciudad vecina, mientras que la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) investiga quejas sobre presuntas violaciones a los derechos humanos en ese operativo.

- Duro golpe -

Guzmán, de 58 años de edad, se fugó la noche del 11 de julio a través de un túnel de 1,5 km que atravesó en una camioneta adaptada para rieles y que conducía a una vivienda en construcción en Almoloya.

Desde allí se dirigió por tierra a Querétaro (centro) para luego abordar una avioneta que lo condujo a una zona serrana entre su natal Sinaloa y Durango (noroeste).

Su cuñado y uno de los pilotos fueron detenidos junto con otras cinco personas en octubre pasado.

Una docena de custodios y policías federales han sido detenidos por presuntamente haber ayudado al capo a fugarse.

Guzmán ya se había fugado de un penal de máxima seguridad de Jalisco en 2001 y había sido recapturado el 22 de febrero de 2014 en Mazatlán, Sinaloa.

La última fuga de "El Chapo" significó un duro golpe para la administración de Peña Nieto, cuyo equipo enfrentó críticas por la forma en que se escapó por el túnel que habría sido cavado a lo largo de seis meses aproximadamente.

Apodado "El Chapo" por su baja estatura (1,55 m), Guzmán Loera mostró siempre astucia para construir túneles con el fin de traficar drogas y escabullirse en su natal Sinaloa y otras regiones, incluso el que usó para fugarse está hecho justo a su medida.

Gracias al tráfico de drogas a Estados Unidos -el mayor consumidor mundial-, pero también a Asia o Europa, Guzmán llegó a convertirse en uno de los hombres más ricos del mundo.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP