Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Michael Cohen, abogado personal del presidente de EEUU, Donald Trump, llega a una reunión en la Torre Trump de Nueva York el 16 de diciembre de 2016

(afp_tickers)

El abogado personal de Donald Trump entregó a uno de los colaboradores más cercanos del presidente de EEUU un plan de paz para Ucrania, elaborado por personas que no pertenecen al círculo diplomático, informó el domingo el diario The New York Times.

De acuerdo con el periódico neoyorquino, Michael Cohen -letrado y hombre de confianza de Trump- entregó el proyecto de paz a Michael Flynn, que el lunes pasado dimitió como consejero de Seguridad Nacional del mandatario republicano.

El diario afirmó que el documento fue redactado por Cohen, Felix Sater -empresario que ayudó a Trump a cerrar negocios en Rusia- y el diputado ucraniano Andrei Artemenko, quien "dice tener pruebas de corrupción del presidente ucraniano, Petro Poroshenko".

El Times señaló además que asesores del presidente ruso, Vladimir Putin, alentaron a Artemenko a implicarse en este plan de paz. El documento apunta a la posibilidad de levantar las sanciones contra Rusia si Moscú saca a sus tropas del este de Ucrania.

"Los ucranianos decidirían en un referéndum si Crimea, el territorio ucraniano invadido por Rusia en 2014, será cedido a Rusia por un período de 50 ó 100 años", desveló el diario.

El portavoz del Kremlin, Dimitry Peskov, negó este lunes estar al corriente de este plan. "¿Cómo puede Rusia pagar por una concesión a término de su propia región? La misma pregunta es absurda", dijo a la prensa.

Los miembros del Partido Radical en el Parlamento ucraniano -al que pertenece Artemenko- se reunieron el lunes para decidir si lo expulsan tras las revelaciones.

"Mucha gente dirá que soy un agente ruso, un agente estadounidense, un agente de la CIA", declaró el diputado ucraniano al diario. "Pero, ¿cómo podemos encontrar una buena solución si nuestros países no se hablan?", inquirió.

The New York Times informó hace un tiempo de que algunas personas del equipo de Trump estuvieron en contacto con las autoridades rusas durante el proceso electoral estadounidense.

Trump y el jefe de gabinete de la Casa Blanca, Reince Priebus, han desmentido categóricamente las informaciones del diario neoyorquino.

Las agencias de inteligencia estadounidenses confirmaron además a finales del año pasado que Rusia se había inmiscuido en la campaña presidencial, robando correos electrónicos del Partido Demócrata para perjudicar a la candidata Hillary Clinton y favorecer la elección de Trump.

Moscú ha negado una y otra vez estas acusaciones. Trump, por su parte, desmintió el jueves cualquier conspiración entre sus colaboradores y Rusia.

La situación seguía siendo confusa este lunes en el este de Ucrania, donde entra en vigor una tregua, aunque el Ejército ucraniano denunció enfrentamientos con los rebeldes prorrusos que dejaron un muerto.

Tras dos semanas de enfrentamientos que causaron una treintena de muertos, un nuevo alto el fuego anunciado por los ministros de Exteriores ruso, Serguei Lavrov, y ucraniano, Pavlo Klimkin, entra en vigor este lunes.

Pero el Ejército ucraniano informó de que hubo 62 disparos contra sus soldados, causando la muerte de uno de ellos y heridas a otro. En cambio, los separatistas aseguraron a la AFP que la tregua era respetada.

La tregua entre los rebeldes prorrusos y el Ejército ucraniano fue producto de un acuerdo alcanzado por Ucrania, Rusia, Alemania y Francia durante una reciente reunión en Múnich.

Ucrania es presa desde hace casi tres años de un conflicto que ha dejado casi 10.000 muertos, en el que se enfrentan las fuerzas gubernamentales contra los separatistas prorrusos que, según el Gobierno ucraniano y países occidentales, estarían apoyados militarmente por Rusia, algo que Moscú niega.

AFP