AFP internacional

Brett McGurk, que coordina desde Turquía la coalición internacional que combate a los yihadistas del grupo Estado Islámico en Irak y en Siria, participa en un debate en la Conferencia sobre Seguridad de Múnich, en Alemania, el 19 de febrero de 2017

(afp_tickers)

Turquía pidió este jueves la partida del diplomático estadounidense Brett McGurk, que coordina desde su territorio la coalición internacional que combate a los yihadistas del grupo Estado Islámico en Irak y en Siria, acusándolo de apoyar a la milicia kurda siria.

"Sería bueno que esta persona sea reemplazada", declaró Mevlüt Cavusoglu este jueves en una entrevista con el canal NTV, afirmando que McGurk "apoya claramente" a las milicias kurdas sirias YPG y a los separatistas kurdos turcos del PKK, dos grupos considerados "terroristas" por Ankara.

El martes en Washington, el presidente estadounidense, Donald Trump, y su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, prometieron reforzar la "asociación estratégica" y sus "relaciones excepcionales".

Pero la reunión entre los dos mandatarios se desarrolló en un tenso contexto. Washington anunció la semana pasada que proporcionaría armas a las YPG.

Estados Unidos considera que la coalición kurdoárabe de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), de las que forman parte las YPG, es la aliada más eficaz en el terreno en Siria contra los yihadistas del grupo EI.

Turquía estima que esas milicias son una extensión en Siria del PKK, una organización separatista considerada "terrorista" tanto por Ankara como por Estados Unidos y la Unión Europea.

Ankara teme que las armas estadounidenses acaben siendo utilizadas contra sus propias Fuerzas Armadas.

El presidente Erdogan urgió a la administración Trump a reconsiderar esa decisión.

En un diálogo con la prensa a bordo del avión en su vuelo de regreso de Washington, Erdogan declaró que en caso de ataque de las YPG contra Turquía, Ankara actuará "sin pedir nada a nadie", consignó el periódico Hürriyet.

AFP

 AFP internacional