Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Un soldado hace guardia tras un ataque con coche bomba en Mogadiscio, el 9 de abril de 2017

(afp_tickers)

Al menos siete civiles y tres soldados resultaron muertos por la explosión de un coche bomba cuyo objetivo era un convoy del jefe del Ejército somalí, este domingo en Mogadiscio, indicó a la AFP una fuente militar.

"Hemos confirmado la muerte de siete civiles y de tres miembros de las fuerzas de seguridad", declaró a la AFP un alto responsable del Ejército somalí, Muktar Adan Moalim.

Un kamikaze al volante de un vehículo repleto de explosivos se lanzó este domingo a mitad de la jornada sobre el convoy que escoltaba a Ahmed Mohamed Jimal. Este es conocido por la población por el sobrenombre de 'Irfid', y fue designado el jueves pasado al frente del ejército del país por el presidente Mohamed Abdullahi Mohamed.

"Un minibús cargado de explosivos chocó de pleno contra un autobús que transportaba civiles, cuando intentaba alcanzar al convoy del jefe del ejército", había adelantado Muktar Adan Moalim a la AFP antes de confirmar el número de víctimas mortales.

Por su parte, el director del servicio de ambulancias privadas Amin, de la capital, Mogadiscio, Abdulkadir Abdirahman Adem, informó que cinco heridos habían sido hospitalizados.

Según varios testigos, el balance de víctimas de este ataque, perpetrado cerca del ministerio de Defensa, es difícil de establecer puesto que los cuerpos de varias víctimas resultaron despedazados por la potente explosión.

Un camarógrafo de AFP que se trasladó al lugar poco después del ataque vio los cadáveres de al menos cinco personas y varios restos humanos desparramados por el suelo.

El ataque fue reivindicado casi inmediatamente por los islamistas radicales shebab, quienes también indicaron que el jefe del Ejército había escapado al atentado.

Al Shabab, grupo yihadista somalí vinculado a Al Qaida, hizo su reivindicación del atentado a través de un comunicado transmitido por su cadena de radio Andalus: "un combatiente muyahidín arrojó su coche lleno de explosivos contra un convoy y las primeras informaciones indican que el jefe del ejército escapó por poco".

Este indicó que otros altos responsables del ejército también pudieron escapar del ataque.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP