Navigation

El tenis pone de actualidad a Gstaad

Gstaad espera con expectativa la actuación de Roger Federer Keystone

Con cuatro tenistas de los diez mejores del mundo y los suizos Federer y Rosset, el cartel de la edición 2001 del torneo de tenis de Gstaad es muy atractivo. Pero más allá del deporte, el acontecimiento significa una formidable promoción de esta estación turística de los Alpes berneses.

Este contenido fue publicado el 09 julio 2001 - 08:28

De este lunes hasta el domingo, cerca de 47.000 personas van a realizar el peregrinaje anual a Gstaad con el fin de codearse y admirar de cerca a los ases del tenis mundial. Entre ellos, cuatro de los mejores jugadores actuales: Safin, Grosjean y los españoles Ferrero y Corretja.

"Nuestro evento es diez veces mayor que cualquier otra manifestación de las que se realizan en este centro turístico alpino", señala Jacques Hermenjat. Con un presupuesto de 7 millones de francos, de los que un poco más de un millón se dedican a premios, el director del más importante tornero de tenis de Suiza desde 1968 tiene de qué ufanarse.

Pero, aparte del evento estrictamente deportivo, la imagen misma de Gstaad y de toda la economía del Saanenland se aprovecha de la presencia de las estrellas del tenis mundial.

"Cerca de 250 periodistas de todo el mundo van a hablar de Gstaad, del cantón de Berna y de Suiza durante esta semana", admite Christophe Neuhaus, responsable de prensa del torneo.

Autor de un estudio sobre el impacto de la manifestación en 1996, Neuhaus revela que "cerca del 45% de los espectadores del torneo permanece en al región de Saanenland para pernoctar".

Según las encuestas, los ciudadanos suizos (el 50% de los espectadores), alemanes, franceses, ingleses y españoles, que acuden a Gstaad esta semana, gastan en total cerca de diez millones de francos.

Como prueba del éxito turístico, Stefan Romang, propietario del Tea-Room Charly's desde hace siete años, reconoce que realiza en este semana la mayor parte de su cifra de negocios del verano: "Es la mejor semana del año. Tengo doce empleados adicionales durante el torneo y levantamos dos tiendas de campaña al lado del restaurante, para cuando los encuentros sean perturbados por leves caídas de lluvia".

Ahora bien, Gstaad no vive solamente de este gran cita tenística, señala Eduardo Zwyssig, responsable de la Oficina de Turismo de Gstaad. El voley playa, el polo, el golf, los festivales de música clásica, de country y el esquí participan igualmente en el esplendor de esta región alpina del Oberland.

Pero el tenis sigue siendo, y se espera que por muchos años todavía, la verdadera gallina de los huevos de oro de Gstaad.

Mathias Froidevaux, Gstaad

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.