Navigation

Turismo suizo, reinventarse o morir

La nueva apreciación del franco obliga a la industria turística suiza a instrumentar nuevas medidas para sobrevivir y atraer nuevos huéspedes. (SRF/swissinfo.ch)

Este contenido fue publicado el 05 febrero 2015 - 11:00

Los hoteleros suizos están inquietos. Tras gozar durante tres años de la certidumbre que les ofrecía un tipo de cambio mínimo de 1,20 francos por euro, dicho ‘piso’ despareció.  Hoy muchos integrantes de la industria se  preguntan cómo les afectará la súbita decisión que tomó el Banco Nacional de Suiza.

De la noche a la mañana, el franco comenzó a valer 15% más para los huéspedes europeos, mientras los suizos “ahorran”, al menos, 15% en sus vacaciones en el extranjero. Como resultado, los hoteles suizos han recibido muchas cancelaciones y muy pocas nuevas reservas.

El complejo turístico de Arosa busca atraer clientes regalando servicios como clases de esquí para niños. Una estrategia ya utilizada en 2011, cuando el euro cayó. Desde entonces, llegan cada vez más familias. Pero el hotelero del Valais Markus Schmid considera que la mejor manera de contrarrestar el franco fuerte es reducir los costos de personal, porque esto permitiría abaratar las tarifas de las habitaciones.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.