La población suiza en Asia, atenta

Los aeropuertos introducen medidas preventivas. Keystone

Los suizos residentes en Asia se mantienen vigilantes pero no están alarmados ante la neumonía atípica.

Este contenido fue publicado el 17 marzo 2003 - 19:06

Originaria de China, Vietnam y Hong Kong, la enfermedad afecta en Singapur a 21 personas, todas asiáticas.

Responsables diplomáticos suizos en Singapur consideran que por el momento no existe motivo de alarma sino de alerta.

Aseguran no conocer casos de suizos que se encuentren en Asia que hayan sido infectados y piden a la colonia helvética observar las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y del Ministerio de Salud singapurés, que incluyen evitar viajar a zonas de riesgo de contagio.

Algunos ciudadanos helvéticos residentes en la isla siguieron el consejo al pie de la letra y anularon los viajes por negocios que tenían previstos a Hanoi, aunque otros decidieron seguir adelante con proyectados desplazamientos a Hong Kong.

Especialistas que tratan en Singapur a los infectados destacaron a swissinfo su esperanza de que se cierre pronto el ciclo del brote vírico, como al parecer ha sucedido en China.

Las autoridades sanitarias de ese país afirman haber controlado la epidemia. En noviembre pasado reconocieron la existencia de 305 casos y la muerte de cinco personas en la provincia cantonesa de Guangdong.

Células de crisis

Las autoridades sanitarias singapuresas establecieron una célula de crisis y enviaron muestras clínicas a centros colaboradores de la OMS en Atlanta y Japón, para intentar identificar el virus.

Asimismo, para evitar el contagio, impusieron el uso obligatorio de mascarillas, batas y guantes en el contacto con los afectados.

Ante la falta de tratamiento conocido, aconsejaron a la población consumir alimentos sanos para fortalecer el organismo, y aumentar las medidas de higiene como evitar acercarse a personas que tosan, o lavarse las manos tras utilizar objetos comunes, como picaportes, en sitios públicos.

De los 21 infectados en Singapur por la que la OMS denominó SARS (Síndrome Respiratorio Agudo) 19 permanecen en observación y condición estable mientras que dos fueron trasladados a la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI).

Nueve víctimas fatales

Con la muerte en Canadá de dos miembros de una familia de origen asiático que habían viajado a Hong Kong, el total de fallecidos por la enfermedad se eleva a nueve.

El continente permanece alerta a otros brotes que pudieran estar relacionados con la enfermedad, como el que en Nepal causó la muerte de 27 personas con síntomas de fiebre y mareos y del que dió cuenta el periódico 'Katmandú Post' citando a las autoridades locales.

Al parecer, la enfermedad fue detectada hace dos meses cuando siete personas fallecieron en el pueblo de Gela, en el distrito de Kakilot, 450 kilómetros al oeste de Katmandú.

La enfermedad se extendió a otros pueblos montañosos vecinos y causó veinte fallecimientos pero los médicos que la trataron en el hospital de Kakilot carecieron de medios para identificar si era diferente de la gripe habitual originada por las bajas temperaturas.


swissinfo, Paloma Caballero, Singapur

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo