Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

No todos los recuerdos de un viaje están permitidos

Los agentes de aduana serán más quisquillosos en los controles.

(Keystone)

Desde el 1 de julio quienes regresan de unas vacaciones fuera de la Unión Europea (UE) tienen prohibido importar alimentos de origen animal, incluido un simple bocadillo.

La medida, destinada a evitar todo riesgo de epizootia, se aplica a los pasajeros provenientes de América, África y Asia, los Balcanes, Rusia y Turquía, y se suma a otras restricciones.

Todo producto de origen animal – leche y sus derivados, carne (charcutería, raviolis), pescado (ahumado, sushis), huevos y miel – comprado en un país que no forma parte de la Unión Europea (UE) ya no puede entrar en suelo helvético. Quienes violen esta norma se arriesgan a que se les confisque el producto y a pagar una multa de varios cientos de francos, advierte la Oficina Veterinaria Federal (OVF).

Estos alimentos pueden ser vectores de enfermedades animales. Algunas de ellas, a menudo altamente contagiosas, hacen estragos en numerosos países del mundo, señala la OVF. Las importaciones de países externos a la UE están limitadas a los profesionales, deben estar acompañadas de certificados veterinarios y sometidas a controles estrictos.

El riesgo de epizootia, en cambio, es casi nulo en el caso de los productos de la UE, donde la situación sanitaria es similar a la de Suiza. Los pasajeros pueden importar hasta 20 kilos de alimentos de origen animal para consumo personal, siempre y cuando el origen esté claramente documentado.

Asimismo está permitido traer salmón ahumado de Noruega, aunque este país no forma parte de la UE, según la OVF. Por el contrario, un producto comprado en Canadá no pinta nada en el equipaje.

Pescadores y cazadores

Los aficionados a la pesca y la caza deben apresurarse si quieren degustar en Suiza el fruto de sus esfuerzos. A partir de enero próximo, estarán sometidos a las mismas condiciones de importación que las empresas comerciales.

De aquí a esa fecha, los pescadores y cazadores pueden importar su presa sin preaviso y sin control veterinario en la frontera, mientras el pescado o la carne de caza no supere los 50 kilogramos netos de peso. La única condición es que pueda presentar en la aduana suiza una licencia de pesca o de caza válida en el país visitado.

Está permitido importar pescado de cualquier país, pero no los productos de caza provenientes de África, Asia, Sudamérica (salvo Chile), Moldavia, Rusia, Turquía, Ucrania y Bielorrusia, puntualiza la Oficina Veterinaria Federal.

Especies protegidas

Además de estas nuevas disposiciones, los turistas deben ser cautelosos al elegir un recuerdo de su viaje. Muchos animales y vegetales están protegidos por la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies de Fauna y Flora Silvestres amenazados de extinción, la denominada 'Convención de Washington' (CITES).

30.000 especies en total y sus productos figuran en esta convención. Están prohibidos o sometidos a una autorización. Quienes no respeten esta norma pueden ser castigados a pagar una multa de hasta 100.000 francos y obligados a entregar su objeto.

La lista de CITES no incluye únicamente objetos que se pueden comprar. En ella figuran también conchas, corales, plumas de aves tropicales y plantas.

swissinfo, Abigail Zoppetti
(Traducción del francés: Belén Couceiro)

Protegidos por la CITES

La Convención prohíbe la importación de los siguientes productos:

- diversas maderas (palisandro de Río, por ejemplo) y plantas (cactos, orquídeas);
- lana de los antílopes tibetanos;
- pieles de félidos salvajes (leopardos, leopardos de nieve, panteras nebulosas, tigres, leones, pumas, jaguares, ocelotes, guepardos);
- pieles, artículos de cuero, pieles de especies protegidas (sobre todo reptiles);
- algunas conchas y corales;
- artículos de ébano, huesos de ballena, cuerno de rinoceronte, carapaza de tortuga y hueso de tigre;
- almizcle o bilis de oso;
- preparados zoológicos de especies protegidas (mariposas, serpientes, escorpiones emperadores, caballitos de mar, crocodilos);
- más de 250 gramos de caviar por persona.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×