Navigation

Skiplink navigation

Diputado promete dimitir si resulta condenado

Ricardo Lumengo en una intervención en el Parlamento. Keystone

El diputado Ricardo Lumengo, angoleño de origen y miembro de la comisión de relaciones exteriores de la cámara baja, está en el centro de una polémica que le puede costar el mandato.

Este contenido fue publicado el 28 marzo 2010 - 10:17

Se iniciaron dos procesos contra él por sospecha de fraude en dos elecciones. En uno de ellos, el relativo a las elecciones federales, fue declarado inocente. El otro todavía está en marcha. Lumengo afirma a swissinfo.ch que si es condenado renunciará a su cargo. Entrevista.

Su elección como diputado federal, por el Partido Socialista (PS) en 2007, fue vista como un símbolo. De hecho, es el primero y el único miembro de origen africano (de Angola) en el Parlamento suizo.

Sin embargo, desde mediados de febrero Lumengo se enfrenta a acusaciones de fraude electoral. En las elecciones de 2007, que venció con un margen de casi 10.000 votos, se descubrió que 47 papeletas tenían la caligrafía de Lumengo. El Ministerio Público presentó una denuncia penal, pero Lumengo salió inocente.

En 2006, cuando fue elegido diputado regional por el cantón de Berna, también se encontraron 46 papeletas con su letra. Esa denuncia todavía no fue juzgada. Reconoce el error pero afirma que quiso ayudar a personas a ejercer la democracia, sin intención de defraudar.

“Recibí centenares de correos electrónicos ofensivos, que decían por ejemplo, que mi cara incomoda en la cámara y que era la hora de volver a África a recoger bananas”, afirma Lumengo.

swissinfo.ch: ¿Reconoce usted que cometió un error?

Ricardo Lumengo: Reconozco que no debía haber hecho eso y, según la ley electoral suiza, si existe la mínima sospecha de un caso de irregularidad se establece un proceso. Aunque mi intención fue sólo la de ayudar a algunas personas, recientemente naturalizadas, a rellenar las papeletas electorales porque el sistema realmente es un poco complicado.

swissinfo.ch: Pero su caligrafía aparece en las papeletas

RL:. Ayudé a rellenarlas y la gente debía copiarlo en sus papeletas con su propia letra, pero prefirieron meterlas en la urna tal y como estaban. Además no había sólo votos para mí en esas pocas decenas de papeletas. Las rellené con otros nombres que las personas indicaban. Repito que la intención era que la gente empezara a participar en la democracia directa suiza, pues ya tenían derecho a eso.

swissinfo.ch: ¿Fue usted denunciado por adversarios políticos?

RL:. No se dice eso formalmente pero sólo un ciego no podría verlo. Forma parte de un juego político del que mis adversarios intentan sacar provecho, con la proximidad de las elecciones en el cantón de Berna (ndlr: 28/3) y federales (ndlr: en octubre de 2011).

swissinfo.ch: Pero usted recibió críticas dentro de su proprio partido, el Partido Socialista

RL: Ser criticado, decir que cometí un error, no tiene nada de malo. Cuando los amigos critican de forma contundente, sentimos eso. Pero no tenemos sólo adversarios declarados sino también dentro de su proprio campo. No fui abandonado por el Partido Socialista porque lo más importante son las ideas socialistas que tengo. Aunque entiendo que en período preelectoral, el partido tenga esa posición.

swissinfo.ch: Usted fue absuelto en un proceso pero otro todavía está en trámite. ¿Y si fuera condenado?

RL: Las acusaciones de fraude son objetivamente muy graves. Si resulto condenado, en nombre de mi propio honor, renunciaría a mi mandato de diputado federal.

swissinfo.ch: Cuando fue elegido en 2007, usted fue una especie de símbolo de apertura al ser el primer africano en el Parlamento federal suizo. ¿Cree usted que ha defraudado a sus electores?

RL: Pienso que no. Yo expliqué lo que ocurrió. Nadie es perfecto y tampoco un político. Lo más importante es reconocer los errores y no volver a cometerlos en el futuro. Creo que he aprendido de mis errores y que los electores lo entenderán.

Claudinê Gonçalves, swissinfo.ch
(Traducción: Iván Turmo)

DATOS BIOGRÁFICOS

Ricardo Lumengo nació en Lussenga, provincia de Vige, norte de Angola, el 22 de febrero de 1962. Es de la etnia Bakongo y su lengua materna es el kidongo. Habla ocho idiomas.

Se nacionalizó suizo en 1997.

Llegó a Suiza en 1982 como exiliado político. Vivió de pequeños trabajos para pagar sus estudios y cursó Derecho en la Universidad de Friburgo. Trabaja como consultor jurídico para el sindicato Unia y para la Asociación de proyectos de integración de los extranjeros.

Miembro del Partido Socialista, fue elegido concejal municipal en Biel, cantón de Berna, en 2004. Luego diputado regional en 2006 y, en octubre de 2007, diputado federal.

Lumengo es el primer diputado federal suizo de origen africano y también el primero que llegó al país como exiliado político.

En febrero de 2010 fue acusado del fraude de 47 votos en las elecciones federales de 2007. Fue declarado inocente. También fue acusado de fraude de 46 votos en las elecciones cantonales de 2006. Este caso todavía está en marcha.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo