Porto Alegre: cruzada contra privatización del agua

En algunas regiones del mundo una mujer puede pasar hasta un tercio de su vida acarreando agua. Keystone

La reflexión sobre las reservas planetarias y la administración del vital líquido, en la agenda inicial del Foro Social Mundial.

Este contenido fue publicado el 28 enero 2005 - 09:37

Miembros de la delegación suiza tomaron parte en el debate que, de Porto Alegre, se trasladará en marzo a Ginebra.

El legislador suizo, Carlo Sommaruga, convocó a “una gran alianza en favor del agua” que permita establecer “un contrato mundial en defensa de este bien público” y que sería suscrito por los más variados actores sociales, redes internacionales, gobiernos locales, personalidades políticas...

“Es fundamental intensificar la alianza entre los movimientos sociales y los parlamentarios de todo el mundo en esta dirección” subrayó el diputado socialista en entrevista con swissinfo.

Integrante de la delegación helvética en Porto Alegre, el representante ginebrino participó como invitado especial en el seminario ‘Urgencia de alianzas internacionales entre los movimientos por el agua para convertirla en derecho de todos antes del 2020’, efectuado el jueves (27.01).

Informó asimismo que, previsto para la tercera semana de marzo (17 al 20), el Foro Alternativo Mundial del Agua (FAME, según su sigla en francés), será un punto clave de las actividades de la sociedad civil internacional para el año en curso.

Suizo, puente de unión

El diputado suizo recibió la encomienda del grupo organizador de FAME de convertirse en puente entre esta iniciativa y el Foro Parlamentario Mundial que se realizará en Porto Alegre el próximo fin de semana.

“Los políticos deben tomar la iniciativa y salir de sus escaños para conocer la realidad... y al mismo tiempo, el movimiento altermundialista debe alimentarse también con el aporte de los parlamentarios”, insistió Sommaruga.

Durante su intervención en el seminario sobre el agua el legislador socialista estuvo acompañado por Danielle Mitterrand; Riccardo Petrella, promotor del ‘Contrato Mundial por el Agua’ y el diputado ginebrino Alberto Velasco, comprometido en la misma lucha.

El predio en que se lleva a cabo el Foro Social Mundial incluye once espacios temáticos y geográficos distribuidos en una superficie de 4 kilómetros a lo largo de la laguna de Guaiba.

Convención internacional

En otro sitio de ese inmenso escenario, Rosmarie Bär, coordinadora de la cooperación al desarrollo de la Comunidad de Trabajo (CT), presentó, también este jueves, la posición de los seis ONG suizas integran esa entidad.

“Es fundamental promover una convención internacional sobre el agua, en el marco de las Naciones Unidas”, enfatizó Bär, al hacerse eco de la propuesta de numerosas organizaciones no gubernamentales del mundo entero.

Esa convención es esencial para “determinar de manera obligatoria el derecho del agua para todos los seres humanos, asegurar su suministro a las generaciones venideras, y proteger el vital líquido como un bien público de la humanidad”, precisó.

Más de 1.400 millones de personas carecen hoy de suministro de agua potable. De no resolverse esta dramática situación, dentro de 20 años serán 3 mil millones las víctimas de la escasez.

Un principio de VIDA



La importancia de una convención semejante fue abordada también, en otro seminario, por Maude Barlow, representante del Consejo de los Canadienses, amplia plataforma que integra a la red VIDA (Vigilancia Interamericana para la Defensa y Derecho del Agua).

Fundada en agosto del 2003, durante un encuentro internacional efectuado en El Salvador, VIDA reúne 54 organizaciones de 16 países del continente americano. En la actualidad cuenta con capítulos nacionales en Brasil, Perú, Honduras y en el país donde nació.

Para Ana Elena Gómez, una de sus promotoras, “la lucha contra la privatización del agua es parte de la construcción de un movimiento social fuerte y organizado“.

El combate a la privatización, tanto del agua como de otros recursos naturales, es uno de los principios de la carta constitutiva de VIDA.

Del desdén al primer plano

La red impulsa campañas hemisféricas contra las multinacionales del ramo, una de las cuales está prevista para marzo del 2006, cuando se realizará en México el Foro Mundial del Agua.

Para VIDA, la resistencia popular desde hace casi un lustro contra la privatización del agua en Bolivia, así como la reciente votación de una enmienda constitucional en Uruguay contra la privatización, “son ejemplos a seguir y profundizar”.

La temática del agua, tibiamente tratada a escala internacional hasta hace una década, gana cada día mayores espacios en la reflexión de la sociedad civil planetaria. Además, desde el 2001, se ha convertido en uno de los temas más debatidos en el marco del Foro Social Mundial.

La quinta edición de Porto Alegre hace del análisis del vital líquido un punto central de su agenda y declara la guerra a la privatización de ese oro azul.

swissinfo, Sergio Ferrari, Porto Alegre

Datos clave

El agua ocupa un lugar privilegiado en el debate de esta quinta edición del Foro Social Mundial.

Múltiples actividades están dedicadas al tema.

Diversas personalidades y organizaciones helvéticas presentes en Porto
Alegre presentaron sus posiciones sobre el tema.

Del 17 al 20 de marzo se llevará a cabo en Ginebra el Foro Alternativo Mundial del Agua.

End of insertion

Contexto

Importantes redes internacionales trabajan a favor de un Contrato Mundial del Agua.

ONG de todo el mundo, entre ellas la Comunidad de Trabajo helvética, promueven una Convención Internacional del Agua en el marco de la ONU.

6 mil niños de menos de 5 años mueren cada día a consecuencia del consumo de agua insalubre.

Ambas iniciativas son consideradas como complementarias.

1.400 millones de seres humanos carecen de agua potable.

De aquí al 2025, en caso que no haya soluciones drásticas y cambios de rumbo, ese número llegará a los 3 mil millones.

Más del 80 % de los países que sufren la penuria habitan países del Sur.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo