Navigation

Gaza vuelve a relativa calma con nueva tregua pese a difícil comienzo

En la imagen, una mujer palestina pasea junto a soldados israelíes durante unas protestas contra la ofensiva israelí en Gaza, en Qalandia, cerca de la ciudad cisjordana de Ramala, el 13 de agosto de 2014. Una renovada tregua entre Israel y Hamas parecía sostenerse el jueves a pesar de haber tenido un comienzo difícil, después de que ambas partes acordaron dar más tiempo a las conversaciones mediadas por Egipto para tratar de poner fin al conflicto en la Franja de Gaza. REUTERS/Mohamad Torokman reuters_tickers
Este contenido fue publicado el 14 agosto 2014 - 13:31

Por Nidal al-Mughrabi y Maayan Lubell

GAZA/JERUSALEN (Reuters) - Una renovada tregua entre Israel y Hamas parecía sostenerse el jueves a pesar de haber tenido un comienzo difícil, después de que ambas partes acordaron dar más tiempo a las conversaciones mediadas por Egipto para tratar de poner fin al conflicto en la Franja de Gaza.

El Ejército israelí dijo que militantes de Gaza violaron la tregua y lanzaron ocho cohetes hacia Israel y que, en respuesta, aviones bombardearon múltiples "lanzadoras de cohetes y sitios terroristas" en el enclave.

Un funcionario de Hamas, Izzat Reshiq, negó que los palestinos hayan incumplido el acuerdo y denunció los ataques aéreos israelíes como una "violación de la calma".

No se reportaron víctimas en ninguno de los incidentes y las hostilidades terminaron hacia el amanecer del jueves.

Una tregua en más de un mes de combates, en los que 1.945 palestinos y 67 israelíes murieron, vencía el miércoles a la medianoche. Se trata del peor brote de violencia desde que ambas partes combatieron una guerra de tres semanas en 2008-2009.

A último minuto, los palestinos anunciaron en El Cairo que la tregua se había extendido por otros cinco días para que las partes trabajaran en un cese al fuego de largo plazo, mediado por Egipto.

"Israel ha aceptado la extensión del cese al fuego", dijo un funcionario israelí, bajo condición de anonimato.

Cerrar las brechas entre Israel y los palestinos para lograr un cese al fuego permanente ha demostrado ser difícil.

Hamas y sus aliados quieren que se termine el bloqueo israelí y egipcio de Gaza.

Pero Israel y Egipto tienen serias preocupaciones de seguridad sobre Hamas, el grupo islámico dominante en el pequeño enclave costero del Mediterráneo, complicando cualquier acuerdo para aliviar las restricciones fronterizas.

El líder de Hamas, Ismail Haniyeh, dijo el miércoles al canal de televisión propio Al-Aqsa que el grupo insistirá en "levantar el bloqueo de Gaza" y en reducir las restricciones al movimiento sobre los 1,8 habitantes del territorio como prerrequisito para una "calma permanente".

Miembros de la delegación palestina dijeron que regresarán el sábado por la noche a El Cairo para mantener más conversaciones el domingo.

(Reporte de Stephen Kalin y Lin Noueihed en El Cairo; Escrito por Maayan Lubell. Editado en español por Lucila Sigal y Marion Giraldo)

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.