Navigation

Muertos por ébola superan los 1.200 en el oeste de África: OMS

Unos trabajadores médicos se llevan el cadáver de una víctima del virus en la localidad de Kenema, en Sierra Leona, el 25 de junio. Los casos por el brote de ébola en el oeste de África este año han subido a 2.240, incluyendo 1.229 muertes, dijo el martes la Organización Mundial de la Salud (OMS), reportando las cifras de cuatro países, entre ellos Nigeria. REUTERS/Umaru Fofana reuters_tickers
Este contenido fue publicado el 19 agosto 2014 - 12:54

GINEBRA (Reuters) - Los casos por el brote de ébola en el oeste de África este año han subido a 2.240, incluyendo 1.229 muertes, dijo el martes la Organización Mundial de la Salud (OMS), reportando las cifras de cuatro países, entre ellos Nigeria.

La OMS dijo que está trabajando conjuntamente con el Programa Mundial de Alimentos (PMA) de Naciones Unidas para asegurar el envío de comida a un millón de personas que viven en zonas de cuarentena en Guinea, Liberia y Sierra Leona.

"Se han llevado alimentos a los pacientes hospitalizados y a las personas en cuarentena que no pueden dejar sus casas para comprar comida. Proporcionar el suministro regular de alimentos es un medio potente de limitar movimientos innecesarios", dijo la OMS en un comunicado.

El PMA va a reforzar los envíos de urgencia a las zonas en cuarentena, entre las que hay varias ciudades muy afectadas, como Gueckedou en Guinea, Kenema y Kailahun en Sierra Leona y Foya en Liberia.

Aunque Nigeria, el país más poblado de África y el primer productor de petróleo del continente, parece estar conteniendo el brote, Liberia y Sierra Leona están teniendo problemas para frenar la expansión del virus mortal entre sus habitantes.

El viernes, estos dos pequeños países del oeste de África y una ONG médica criticaron a la OMS por la lentitud de su respuesta, y dijeron que hace falta una mayor intervención para las víctimas amenazadas por el hambre y la enfermedad.

(Información de Stephanie Nebehay. Traducido por la Redacción de Madrid; editado por Carlos Aliaga vía Mesa Santiago)

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.